El País Vasco confina todos sus municipios y reduce a cuatro personas las reuniones sociales

Sociedad

El País Vasco confina todos sus municipios y reduce a cuatro personas las reuniones sociales
Foto: Luis Tejido| EFE

El País Vasco cerrará perimetralmente todos sus municipios y reducirá a cuatro personas los encuentros sociales a partir del próximo lunes 25 de enero. Son las nuevas medidas restrictivas que ha adoptado el Consejo Asesor del Plan de Protección Civil, LABI, este viernes, después de que la Comunidad Autónoma Vasca entrara en «zona roja» tras superar la incidencia acumulada de 500 casos por 100.000 habitantes en 14 días.

Lo más importante: además de las dos nuevas medidas acordadas por el LABI, el 11 de enero se decretó un cierre inmediato de la hostelería en las zonas en alerta roja. Sin embargo, dada la gravedad de la situación en Euskadi se podría llegar a una clausura generalizada en pocos días, ya que bares y restaurantes ya han bajado la persiana en Bilbao, y Vitoria y Donostia presentan tasas por encima de 400.

Por otro lado, el gobierno autonómico confirma que no se adelanta a las 19:00 el cierre de los establecimientos hosteleros y comerciales después de que el ministro de Sanidad, Salvador Illa, rechazara establecer el toque de queda a las 20:00 horas. Fuentes del LABI indican a eldiario.es que no tiene sentido permitir la circulación en la calle de 19:00 a 22:00 horas en un contexto en que se están incrementando los problemas con botellones y aglomeraciones.

Hasta este viernes, los municipios confinados eran 50, todos aquellos que tuvieran una tasa de más de 500 casos por cada 100.000 habitantes en 14 días. La decisión del LABI llega en una jornada con más de 1.000 contagiados, 1.139 en concreto. Con este repunte Euskadi se encuentra ya en nivel rojo de alerta al superar la tasa de incidencia los 500 casos por cada 100.000 habitantes en 14 días. Álava y Gipuzkoa se mantienen aún por debajo de ese umbral, en alerta naranja. Los casos de los últimas 24 horas se reparten en 639 en Bizkaia -el territorio más golpeado-, 319 en Gipuzkoa y 174 en Álava, además de otras 7 personas o bien de fuer de Euskadi o bien sin residencia conocida.