Andrés Medina

Cuarentena

No sabemos qué pasará ni qué misterios habrá, pero si no hay matrimonio Pedro y Pablo y votamos de nuevo, el resultado estará en cuarentena hasta que la cuarentena decida

Opinión

Cuarentena
Foto: Laurent Cipriani

Cuando uno cacharrea con los datos siempre encuentra alguno curioso que le llama la atención. Una vez descubrí con las estadísticas de matrimonios que en la España de hoy es más probable recibir una invitación de boda donde el novio tenga más de 45 años que una donde el novio tenga menos de 30. ¡Qué cosas!

Pero hoy no quiero hablar ni de bodas ni bautizos, sino de la posible repetición electoral y de uno de esos cambios tectónicos que llegan en silencio y parecen no modificar nada, aunque son una carga de profundidad para el censo electoral.

En las pasadas elecciones los nacidos en los años 70 fueron la generación más poblada, por delante del grupo de los que nacieron antes de 1950. Los nacidos en los 70, equidistantes hoy entre la vejez y la juventud, representan el 20% de los votantes.

Es difícil hacer un morfotipo de esta generación tan numerosa, conectada y predispuesta al cambio. Han sido capaces de pasar de la máquina de escribir al smartphone. Han crecido solo con dos canales de televisión y hoy pagan por ver televisión a la carta. Son la generación que más radio y prensa consumen, aunque para informarse sobre política ahora prefieran las redes sociales.

Esta complejidad y sofisticación se traslada también al plano electoral y saber cómo se van a comportar es todo un reto. Un botón de muestra: en las últimas cuatro elecciones cuatro marcas diferentes han sido las más votadas entre los de esta generación. En 2011 el PP arrasó, en 2015 y 2016 los más votados fueron Podemos y Unidos Podemos, respectivamente, y en las pasadas el PSOE ganó con claridad.

En abril el grupo de perseguidores del PSOE se ordenó de la siguiente manera: en un escalón se quedaron Unidas Podemos con Ciudadanos, y en otro por debajo el PP con VOX. No obstante, entre estos votantes es donde Abascal consigue el grueso de sus votos, especialmente masculinos.

Esta generación es la más interesada por la política, pero también está enfadada. Quizá porque, siendo los más formados, los años más duros de la crisis les pillaron en pleno desarrollo de su proyecto de vida (hijos, hipotecas, consolidación profesional…). Y por eso, la suma de Podemos, Ciudadanos y VOX ya es mayor que la del PSOE y PP.

Cuarentena

El resultado en una eventual repetición de elecciones vendrá marcado en gran medida por cómo se comporten. El único precedente, el de 2016, nos dice que entre ellos el aumento de la abstención fue el doble que la media.

Tres años más tarde sabemos que en la pasada noche electoral 1 de cada 6 cuarentones se arrepintió del voto y no hubiera votado igual de haber sabido antes el resultado. De un tiempo a esta parte padecen ciclotimia electoral.

En resumen, no sabemos qué pasará ni qué misterios habrá, pero si no hay matrimonio Pedro y Pablo y votamos de nuevo, el resultado estará en cuarentena hasta que la cuarentena decida.

Más de este autor

¿Tú te crees el CIS?

«Todas las encuestas, solo las que están bien hechas, son una foto del momento en el que se realizan»

Opinión

Más en El Subjetivo

Jorge San Miguel

Ventas-Kinshasa

«Mientras los cronistas impresionables componen sus piezas de Kapuscinski de pega, ha ido creciendo una modesta pero más honrada literatura de la memoria de un Madrid que se fue, como se va y nos vamos todos»

Opinión

Jordi Amat

El manuscrito maldito de Josep Pla

«Pla, al describir la verborrea estéril de los políticos republicanos y las fatales consecuencias de su incapacidad, no disimuló su nítido adhesión al relato de la victoria franquista»

Opinión