Ferran Caballero

Es matemático

«Como explica Debrah Soh en 'The End Of The Gender', las mujeres que son muy buenas en matemáticas son también muy buenas en lengua, mientras que los chicos tienen el doble de posibilidades de ser buenos en matemáticas y malos en lengua»

Opinión

Es matemático
Foto: ThisisEngineering RAEng| Unsplash
Ferran Caballero

Ferran Caballero

Profesor de filosofía y autor del libro "Maquiavelo para el s.XXI". "Tot ve que cau"

La feminización de las matemáticas es ridícula porque el problema con las mates y sus derivadas lo tienen ellos. No hace falta, por ejemplo, conocer a muchos informáticos para saber que algo de cierto tiene el tópico. Que hay ahí una dificultad y una compensación, que lo normal es comunicarse un poco más y un poco mejor con las personas y un poco menos y peor con las máquinas. Y que tampoco es tan extraño que haya gentes que aspiren a otra cosa; a otra vida.

No es extraño, de hecho, que lo hagan las mujeres, porque las mujeres suelen tener unas habilidades sociales y lingüísticas de las que el friki de la informática carece. Como explica Debrah Soh en The End Of The Gender, las mujeres que son muy buenas en matemáticas son también muy buenas en lengua, mientras que los chicos tienen el doble de posibilidades de ser buenos en matemáticas y malos en lengua. Y quien es bueno en las dos cosas tiende a elegir unos estudios, una vida y unas relaciones digamos que menos STEM. No es pues por falta de habilidades o capacidades que las chicas no entran en carreras STEM, sino porque disponen de alternativas mejores y más vocacionales.

Aunque cobren menos, claro. Porque para la inmensa mayoría de los mortales, «that’s what the money is for!»; para compensarnos por la molestia de hacer algo que preferiríamos no hacer. A mí mismo tendrían que pagarme mucho pero que mucho dinero para hacer vida de informático y en cambio aquí me tienen, haciendo equilibrios contables para vivir una vida lo más parecida posible a la de un jubilado cualquiera. Y se diría que, si se trata de dinero, a un montón de esas chicas jóvenes a las que querrían convertir en ingenieras informáticas, Instagram, TikTok y etc. les ofrecen alternativas mucho más fáciles y agradables de ganar más dinero que el informático medio que una vida dedicada a estudiar lo que sea que estudien estos frikis.

Es un flaco favor a las matemáticas, el creer que valen porque dan dinero. Y una falta de respeto a las mujeres, el creer que valen porque lo ganan.

Más de este autor

Nuestro Nam

«El optimismo de Iceta, esa rara frivolidad que le caracteriza, podría ser tan útil como pretendían los bailecitos para enfriar el ambiente si estuviese tan caldeado como tantos fingen creer»

Opinión

Más en El Subjetivo

Jorge Dioni López

El patán

«Lo peor es que te digan que ir por ahí insultando o ridiculizando es guerra cultural o romper un tabú de lo políticamente correcto»

Opinión

Beatriz Manjón

Vivir para no contarlo

«Contemplar el mundo sin más propósito es el modo más fiable de aprehenderlo; lo demás es un conocer a medias, con un ojo puesto en lo real y otro en lo virtual»

Opinión