España es el país con más consejeras delegadas de Europa

Economía y capital

España es el país con más consejeras delegadas de Europa
Foto: CoWomen

España es el país de la Unión Europea con mayor porcentaje de mujeres ocupando el cargo de consejero delegado (máximo puesto ejecutivo en una empresa) con una tasa del 25%, seis puntos por encima de la media del resto de países de la Unión (19%) y cinco puntos más que en el resto del mundo (20%). Según un informe elaborado por la consultora Grant Thornton, las empresas españolas continúan avanzando firmemente en diversidad de género en sus puestos de dirección, de forma que en el último año, las féminas han elevado cuatro puntos, hasta el 34 %, su presencia en cargos directivos.

La misma fuente sostiene se trata del mayor incremento de los últimos 16 años analizados y posiciona a las empresas nacionales de entre 50 y 500 empleados, cotizadas y no cotizadas, por encima del dato de la Unión Europea (30%) y del global (29%) de 32 países analizados. España se sitúa así, añade la consultora, en el top 10 de directivas, clasificación que lidera Polonia, con una tasa del 38 %, y por delante de países como Alemania (30%), Estados Unidos (28%) o Francia (28%).

 

«El avance supone continuar con una senda alcista de progreso, tras años de estancamiento y tímidas subidas, una racha que se rompió en 2019 y que vuelve a dispararse este año», añade el informe. Por comunidades, el peso de las mujeres en puestos de alta dirección se eleva al 38% en Madrid, mientras que en Cataluña se sitúa en el 32%, en Galicia en el 31%, en Andalucía en el 26%, en el País Vasco en el 24% y en la Comunidad Valenciana en el 23%.

El documento añade que 9 de cada 10 empresas cuentan ya con al menos una fémina en puestos de dirección, por encima del resto de Europa (84%) y de la media global (87%). Por tipología de puestos, el departamento que más directivas contrata es Recursos Humanos (36%), seguido de la Dirección Financiera (33%). Por detrás de estas posiciones, las mujeres al mando son numerosas en la dirección de Operaciones (24%), Marketing (21%), mientras que las direcciones tecnológicas quedan relegadas a últimos puestos, con un 14%.

El estudio, basado en más de 5.000 entrevistas, analiza también las medidas que las compañías están llevando a cabo para mejorar la igualdad y equilibrio de género en sus equipos. La principal, con un 45%, pasa por garantizar un acceso equitativo a las oportunidades de desarrollo laboral disponibles, junto con políticas de trabajo flexible (44%) y la creación de culturas corporativas inclusivas (39%).

Por detrás de estas acciones se están poniendo en marcha otras muy útiles, pero aún poco extendidas en la empresa española, como el desarrollo de programas de «mentoring» y «coaching» (28%) y cursos para erradicar sesgos inconscientes en el trabajo (20%). Según la misma fuente, llama la atención que la herramienta menos usada aún sea la de vincular bonus con objetivos de diversidad: solo un 18% la aplica en España.