The Objective | Noticias exclusivas y opiniones libres en abierto
Publicidad

España

Malestar en Exteriores por el poder de la nueva asesora de Protocolo de Albares

El control de la agenda del jefe de la diplomacia por parte de Irene Rodríguez provoca quejas entre altos cargos del Ministerio

Malestar en Exteriores por el poder de la nueva asesora de Protocolo de Albares
El ministro de Exteriores, José Manuel Albares.|David Zorrakino (EP)

El fichaje por parte del ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, de una asesora para asuntos institucionales y protocolo está provocando un creciente malestar entre los altos cargos del Ministerio, según la información recabada por THE OBJECTIVE.

La elegida para ese puesto dentro del Gabinete del ministro es Irene Rodríguez García, quien ha asumido unas competencias que las citadas fuentes consideran «excesivas». En concreto, citan el hecho de que la nueva asesora esté autorizada para decidir sobre la agenda del ministro cuando esa tarea siempre ha recaído en el jefe de Gabinete, puesto que ocupa en la actualidad el diplomático Diego Martínez Belío, quien trabajó con Albares en Moncloa cuando este último dirigió la política internacional en Presidencia del Gobierno antes de ser embajador en París y que ahora está más centrado «en las cuestiones estratégicas».

Rodríguez ha tenido también roces con la Oficialía Mayor, por ejemplo cuando quiso proceder a la renovación de algunos elementos del mobiliario del despacho del ministro, según subrayan las citadas fuentes. Desde este órgano encargado de todo lo relativo a la intendencia se recordó a la nueva asesora que había que respetar el proceso administrativo de contratación pública, en el que se exige recabar un mínimo de tres ofertas, antes de aprobar un gasto de esas características.

Otro elemento de discordia ha sido la inclusión de esta asesora en algunos viajes al extranjero. Por ejemplo, causó sorpresa entre algunos diplomáticos que Rodríguez estuviese en la comitiva oficial para la semana ministerial de Naciones Unidas a finales de septiembre, cuando solo el Rey y el presidente del Gobierno llevan -y no siempre- a un jefe de protocolo en sus desplazamientos al extranjero.

Desde la Oficina de Información Diplomática (OID) se subraya que Albares ha querido aplicar el modelo «vigente» en Francia, donde el Quai d’Orsay cuenta con un director de Gabinete para asuntos de protocolo, si bien en el caso de Rodríguez «no pasa de una asesoría externa», mientras que Martínez Belío «es el responsable del contenido de la agenda del ministro».

La OID replica que «tener diferencias de criterio» con la Oficialía Mayor no se debe interpretar como un choque. Finalmente, y en cuanto a los viajes, responden: «No acompaña al ministro en todos los viajes al extranjero. Ella se desplaza únicamente cuando su tarea es necesaria. Cuando lo hace es porque su función es requerida». El departamento de prensa de Exteriores recuerda que Rodríguez tuvo un cometido similar en 2010 como asesora de protocolo en La Moncloa durante el semestre de la Presidencia española de la Unión Europea, si bien los diplomáticos consultados por este diario ven escaso ese currículo al no haber tenido continuidad en el tiempo.

Esposa del presidente de Llorente y Cuenca

Irene Rodríguez es conocida en Exteriores porque estuvo casada con el diplomático Juan María López Aguilar. Precisamente, Albares trató a Rodríguez a comienzos de siglo, cuando coincidió con su entonces marido en París, donde ambos trabajaban en la representación española ante la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

Además, Rodríguez es la actual esposa del presidente de la compañía Llorente y Cuenca, José Antonio Llorente. Esa consultora empezó a colaborar con la OID en la etapa de José Manuel García Margallo (Partido Popular) con cursos online para sus trabajadores y los agregados de comunicación, en los que se les enseñó a mejorar el posicionamiento del Ministerio en las redes sociales. En paralelo, Albares entró en el «círculo de amigos» de Llorente coincidiendo con la llegada de Pedro Sánchez a la Secretaría General del PSOE. Y, una vez nombrado embajador en Francia, Albares invitó a Llorente a varios actos en la legación española en París.

Precisamente, a un buen número de diplomáticos del Ministerio de Exteriores les ha sorprendido en los últimos meses las continuas loas de Llorente a Albares en su cuenta de Twitter. Sobre todo, desde que este último se puso al frente de la diplomacia española y fichó a Irene Rodríguez como asesora en su Gabinete. En esta red social han aparecido desde el mes de julio una veintena de tuits sobre Albares por parte del fundador de Llorente y Cuenca., hasta el punto de ser el ministro más mencionado en su perfil de Twitter.

Envía el primer comentario

También te puede interesar

Publicidad

MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D