The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

España

La segunda fase de la Operación Oikos revela conexiones con el fútbol italiano

Redacción TO
Última actualización: 27 Dic 2019, 1:37 pm CET
Foto: Elisabetta Baracchi | AP

La segunda fase de la Operación Oikos contra el amaño de partidos de fútbol en primera, segunda y tercera división que culminó a finales de noviembre con 14 detenidos en España ha destapado conexiones con Italia, según han revelado fuentes de la Policía Nacional.

La Operación Oikos (del griego, 'casa'), que investiga a personas relacionadas con el amaño de partidos de fútbol para la realización de apuestas, se ha desarrollado en dos fases. Tras la detención de once personas el pasado mayo, finalizó la primera fase.

La segunda fase concluyó el pasado noviembre, cuando 14 personas fueron detenidas, todas ellas en España. Sin embargo, la red de amaños no ha acabado en España. En esta investigación,  coordinada por la Europol y realizada en conjunto por la Policía Nacional y el servicio central operativo de Roma de la Polizia Di Stato de Italia, se han detectado conexiones con empresas de fútbol y casas de apuestas italianas.

Durante la investigación, se descubrieron evidencias de intentos de amaño en partidos de la Serie A italiana, y se ha comprobado la relación que los líderes de la organización tenían con una casa de apuestas ilegal en Italia cuyos clientes eran personas de un alto nivel adquisitivo, incluyendo jugadores de fútbol de la Primera Liga italiana.

La investigación por parte de las autoridades italianas se centró en alguien directamente ligado al principal investigado en la operación Oikos en España. Dicha persona viajaba constantemente de Roma a Málaga para desarrollar su actividad criminal. Gestionaba un salón de juegos en la ciudad italiana de Tivoli, y este salón estaba estrechamente relacionado con una casa de apuestas ilegal. Presuntamente, era el lugar donde deportistas de primer nivel realizaban apuestas clandestinas. 

Gracias a los registros practicados en Italia, se demuestra la participación de los detenidos en España en delitos de corrupción entre particulares, blanqueo de capitales y administración desleal. En la oficina del principal italiano investigado, se ha encontrado documentación que le relaciona directamente con el principal investigado de la operación en España.