The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

España

Madrid acoge una exposición de más de 200 zapatos de Manolo Blahnik

Redacción TO
Última actualización: 27 Nov 2017, 6:37 pm CET

El Museo Nacional de Artes Decorativas de Madrid acoge desde el 28 de noviembre y hasta el 8 de marzo de 2018, la retrospectiva Manolo Blahnik: El Arte del Zapato, una muestra sobre el icónico diseñador de calzado realizada en colaboración con la edición española de la revista Vogue. La exposición, comisariada por Cristina Carrillo de Albornoz y coordinada por Debra Smith, exhibirá una selección de alrededor de 210 zapatos y 80 dibujos originales y ofrecerá una oportunidad para entender los zapatos más allá de la moda. La muestra pretende ser un reflejo de la obra de Blahnik, capturando el ADN de su diseño, a través de sus obsesiones e inspiraciones: la arquitectura, el arte, la botánica, la literatura, el cine, el siglo XVIII, Italia, Rusia y otras influencias.

"A la hora de crear un zapato siempre tengo en cuenta tres cosas que para mí son fundamentales: su construcción, su diseño y la fusión de materiales. Lo que me interesa de mis modelos es que estén bien hechos y que tengan una personalidad propia, que los reconozcas en cuanto los veas”, asegura el diseñador canario. Según Cristina la comisaria de la exposición, “Manolo es una persona con una mente activa, incansable e increíblemente visual y creativo. Sus zapatos son fruto de sus pasiones y su amor por la vida; ellos son eco de su complejo universo interno que va más allá de los convencionalismos por lo que el resultado es simplemente excelente”. Eugenia de la Torriente, directora de Vogue España, asegura “Manolo Blahnik es un mito incuestionable, apasionado creador, fantástico narrador y artista extraordinario. Este diseñador es leyenda viva del talento made in Spain”.

La exposición está dividida en nueve secciones en las que se hace un repaso de los temas constantes en la trayectoria de Manolo Blahnik. La primera sección bajo el nombre de “Manolo y su taller” constituye una selección de zapatos que muestran la riqueza y la variedad en el uso de materiales (encajes, bordados, terciopelo, satén, etc), que hacen que los zapatos de Blahnik sean únicos. La segunda hace referencia a su vínculo con el arte y la arquitectura, que le han ayudado a hacer no solo zapatos sino también obras maestras de las artes aplicadas. La tercera sección, denominada “Botánica”, representa el amor del diseñador por la naturaleza, que ha estado presente desde su primera colección hasta la actualidad.

La cuarta se centra en sus influencias geográficas, ya que muchos de sus zapatos fueron creados bajo la inspiración de España, Italia, África, Rusia, Inglaterra y Japón. La quinta sección, llamada “Marie Antoinette”, está compuesta por once pares de zapatos que Blahnik creó en 2006 para la película Marie Antoinette (2006) de Sofia Coppola. La sexta sección, con el título “Bajo la luna”, se centra en zapatos creados bajo la influencia de su España natal e inspirados en escritores, pintores y arquitectos españoles de fama internacional, pero también en los trajes, las batas de cola, el movimiento de los bailaores de flamenco o las canciones populares, entre otros.

La séptima sección, denominada “Obsesión”, exhibe el lado más creativo e imaginativo de Blahnik. Este proceso se guía en muchas ocasiones por obsesiones muy concretas nacidas de su pasión por la literatura, el cine o la historia, pero también aquí plasma de forma especial su eterna admiración por el universo femenino a través de las mujeres que le han apoyado e inspirado a lo largo de su carrera. La sección octava, bajo el nombre de “Gala”, presenta la originalidad de la creatividad del diseñador y su amor por las formas y construcciones atrevidas. Son zapatos de noche realizados en seda, otomán y raso, aornados con cristales, abalorios y perlas. La última sección, “Vogue", muestra una selección de fotografías de los archivos de Condé Nast, realizadas por los mejores fotógrafos del mundo, todas ellas recogen la obra de Manolo Blahnik y la sitúan en diferentes épocas de la historia de Vogue.