Orcasitas, primer barrio de España que empieza a retirar el amianto

Política y conflictos

Orcasitas, primer barrio de España que empieza a retirar el amianto
Foto: Daniel Lobo| Flickr

El madrileño barrio de Orcasitas, en el distrito de Usera, es el primero de España que comienza a retirar el amianto de sus tejados.

Lo más importante: los trabajos para eliminar este material cancerígeno han comenzado esta semana en la Plaza de los Mil Delegados, ha explicado el concejal de Más Madrid en el Ayuntamiento de la capital, Félix López Rey. «Esto es una pesadilla que tenemos encima de nuestras cabezas», ha señalado López Rey, que también es miembro de la Asociación de Vecinos de Orcasitas desde hace cincuenta años.

La entidad vecinal ha impulsado esta actuación para sustituir el amianto de los tejados con el apoyo del Plan Madre, promovido por el gobierno de Manuela Carmena en el Consistorio madrileño. A través del Plan Madre, el Ayuntamiento sufragará el 75 por ciento del importe de las obras, mientras que los vecinos, muchos de ellos perceptores de la Renta Mínima de Inserción (RMI), asumirán el 25 por ciento restante.

López Rey ha precisado que la Asociación de Vecinos de Orcasitas ha conseguido organizar los trabajos en 70 de los 116 bloques de viviendas que tienen amianto. En algunos edificios, residen 32 familias, mientras que en otros viven entre seis y ocho.

La uralita era corriente en los años 50, 60 y 70 «en las chabolas donde vivíamos los pobres», ha indicado el edil de Más Madrid, quien ha detallado que en los años 80 los vecinos de Orcasitas abandonaron las chabolas para ir a pisos, promovidos por el Ministerio de la Vivienda y cuyos tejados eran de amianto.

«Hemos vivido durante años sin saber el peligro que teníamos encima de nuestras cabezas», ha afirmado López Rey, quien ha resaltado que les ha ayudado a tomar conciencia del problema el conflicto derivado de la presencia de amianto en Metro de Madrid.

El edil ha apuntado que en el año 2002 tuvo conocimiento de que la incidencia del cáncer de mama era cuatro veces superior en las mujeres de Usera que en las del resto de la Comunidad de Madrid, algo que ha atribuido a la presencia de los cables de alta tensión y al amianto. «El amianto no sólo es peligroso para que el que vive debajo de él. Cuando la uralita es vieja, las partículas se desprenden y vuelan hasta cinco kilómetros, de manera que, según sople el viento, un señor que pasee por la plaza de Legazpi o por la avenida de Oporto puede aspirar las partículas procedentes de Orcasitas», ha subrayado.

En el mes de febrero, ha recordado, los vecinos de Orcasitas se manifestaron en la Plaza de la Villa en coincidencia con la reunión de la Comisión de Urbanismo para exigir al actual Gobierno municipal del PP y Ciudadanos el cumplimiento de los acuerdos alcanzados con Manuela Carmena.

«Han sido muchos años de lucha para quitar esta lacra», ha aseverado López Rey, quien ha querido rendir homenaje a quienes enfermaron o fallecieron en el camino, y ha recalcado que «estamos al principio del fin del amianto en Madrid». El concejal de Más Madrid ha pedido al Ayuntamiento de la capital que le diga formalmente qué colegios del distrito de Usera tienen amianto.

Más Madrid solicitará en el Congreso de los Diputados que se haga un mapa del amianto en España, con el objetivo de ofrecer ayudas para la retirada de este material en los barrios pobres del país.