Planeta premia a Javier Cercas y Manuel Vilas, y los 'caza' de Penguin Random House

Cultura

Planeta premia a Javier Cercas y Manuel Vilas, y los 'caza' de Penguin Random House
Foto: Andreu Dalmau

Javier Cercas y Manuel Vilas, ganador y finalista, se han convertido desde esta noche en «pareja de hecho» tras el fallo del Premio Planeta más literario de los últimos años, dos autores que hasta ahora formaban parte del catálogo del grupo Penguin Random House. Ambos escritores cambian así de editorial: Cercas deja Literatura Random House y Vilas, Alfaguara. Con esta decisión, Planeta ha dado un golpe en la mesa y cambiado su tónica habitual, que consistía en aupar autores que ya estaban dentro del grupo.

Cercas ha ganado el Planeta y sus 601.000 euros correspondientes con su novela Terra Alta, protagonizada por un joven mosso d’esquadra, que tiene un pasado como convicto y que en esa comarca tarraconense a que se refiere el título debe investigar un triple asesinato, un matrimonio de potentados y su criada rumana, «salvajemente asesinados».

Vilas ha sido proclamado finalista con su obra Alegría, que narra la vida de un hombre de mediana edad, atormentado por sus propios demonios (la depresión, el paso de los años o la muerte de sus seres queridos) y lleva de la mano al lector en su día a día para hacerle vivir su inexorable camino hacia un tiempo de comprensión y felicidad. Vilas, que se presentó con el seudónimo de Viveca Lindfors y el título ficticio de Tal como éramos, percibe como premio 150.250 euros.

La velada literaria en el Museo Nacional de Arte de Cataluña (MNAC) estuvo encabezada por la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, el presidente del Senado, Manuel Cruz, la vicepresidenta Carmen Calvo, el ministro de Cultura, José Guirao, y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, que tuvo que abandonar la cena debido a los disturbios de grupos independentistas.

En la posterior conferencia de prensa, Cercas ha comentado: «Aunque la trama nunca es lo esencial, en este caso, por primera vez en mi vida, la trama es muy importante, desempeña un papel fundamental, pues se trata de una intriga y el riesgo de un spoiler es aterrador. No se pueden contar muchas cosas».

Este título de carácter policiaco con el que ha ganado el galardón podría el primero de una colección de novelas negras que Cercas ya estaría preparando con Planeta, con un contrato que podría sobrepasar el millón de euros, según apunta El Confidencial.

Cercas ha confesado que al acabar su anterior libro —El monarca de las sombras— tuvo la impresión de que era «el final de algo, de que había llegado al límite de una serie de cosas que había ensayado desde Soldados de Salamina en 2001 hasta el último, que era de 2017, era como el reverso de ese libro primero».

«Sin lo que ha ocurrido en Barcelona no habría escrito este libro»

Este cambio surgió de la necesidad: «Me aterraba la idea de repetirme, de hacer libros con los mismos elementos». No sabía qué iba a hacer a continuación, pero «una serie de circunstancias desdichadas que tienen que ver con la vida de nuestro país, han sido muy positivas para mí como escritor y de algún modo me han cambiado».

Esta semana las protestas de grupos independentistas han inundado Cataluña para mostrar su rechazo a la sentencia del Tribunal Supremo que condena por sedición a los líderes del procés a entre nueve y 13 años de cárcel.

Cercas ha advertido que «la novela no trata sobre el procés, de lo que ha ocurrido en Cataluña desde 2012, y más concretamente desde 2017 hasta aquí», pero reconoce que «sin lo que ha ocurrido estos años este libro no lo habría escrito«.

Ha precisado que ha escrito en los periódicos, «incluso demasiado», sobre lo que ha ocurrido donde vive, en Cataluña, pero «lo más profundo que tenía que decir es este libro»: «Surge de mi estado de ánimo, de mis angustias, de mis preocupaciones». Y añade: «Los escritores tenemos una ventaja sobre el resto, podemos convertir las malas experiencias en buenas y esto es una alquimia maravillosa, es muy útil para nosotros y ojalá que lo sea para los demás».

Aunque pueda parecer un oxímoron es «un libro muy distinto de los anteriores y muy fiel a ellos», ha dicho Cercas, quien se ha declarado encantado con «los escritores que siempre cambian pero se mantienen fieles a sí mismos».