The Objective
Publicidad
Sociedad

El alto consumo de leche entera podría estar vinculado con el deterioro cognitivo

El estudio lo ha realizado un grupo de científicos de CIBEROBN, quienes han recopilado datos de 6.000 personas para sacar las conclusiones

El alto consumo de leche entera podría estar vinculado con el deterioro cognitivo

La leche entera es la más perjudicial | Pixabay

La leche es uno de los alimentos más comunes en los hogares. Siempre se ha dicho que es una pieza clave en toda dieta equilibrada y que es indispensable al desarrollo, tanto de las personas más jóvenes como de las más mayores. Esto se debe a que ayuda a fortalecer los huesos y a garantizar un correcto crecimiento.

Todos estos beneficios que aporta se deben a que contiene fósforo, calcio y vitaminas A y B. Sin embargo, ahora, los científicos de CIBEROBN y la Unidad de Nutrición Humana de la URV-IISVP, dentro del contexto del proyecto europeo Eat2BeNice, han realizado un estudio que desvela los efectos del consumo de la leche sobre la salud cognitiva a corto plazo.

La investigadora predoctoral predoctoral Jiaqi Ni ha sido quien ha llevado a cabo este estudio. Los directores del mismo han sido Jordi Salas-Salvadó, Nancy Babio y Stephanie K. Nishi, del Canadian Institutes of Health Research (CIHR), en colaboración con el consorcio de investigadores PREDIMED-Plus.

El estudio, publicado en la revista científica Molecular Nutrition and Food Research, relaciona un alto consumo de leche entera con una mayor tasa de deterioro cognitivo. Concretamente hace referencia a adultos con alto riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Los científicos han recopilado datos sobre 6.000 personas con edades de entre 55 y 75 años para realizar la investigación. Todas ellas se sometieron a una serie de pruebas neuropsicológicas al principio del estudio y luego a los dos años del seguimiento.

Incluso con los resultados obtenidos de la investigación, los científicos han asegurado que «son necesarias futuras investigaciones para continuar explorando el impacto que puede tener la leche y derivados a largo plazo».

Además, el estudio también ha especificado que para poder investigar qué relación existe entre el consumo de lácteos y la función cognitiva hace falta llevar a cabo estudios que «permitan explorar la relación entre la leche y otros productos lácteos con la función cognitiva».

De esta forma, los investigadores sugieren que la posible asociación entre el consumo de leche entera y un posible mayor deterioro cognitivo puede estar relacionado con el mayor consumo de grasas enteras.

Finalmente, los investigadores han solicitado llevar a cabo más ensayos clínicos. Con esto no solo buscan confirmar los resultados del estudio, sino también tienen como objetivo el proporcionar recomendaciones nutricionales que promuevan un envejecimiento cognitivo saludable.

Beneficios que pueden tener la leche y los productos lácteos

Lácteos
Los lácteos fermentados no presentan relación con el deterioro cognitivo. Foto: Pixabay

A pesar de los resultados que presenta el estudio, tanto el consumo de leche como de productos lácteos es recomendable en personas mayores. Esto se debe a que presenta beneficios relacionados con la salud ósea y con el control de la presión arterial.

El estudio no recoge el mismo resultado con la leche entera que con los lácteos fermentados (es decir, yogur y queso) y los productos lácteos bajos en grasa. Es decir, no se encontró una asociación entre el consumo de estos últimos y el deterioro cognitivo al cabo de los dos años del seguimiento del estudio. Es por ello que estos pueden ser una alternativa para los adultos mayores a los que beneficia consumir estos alimentos.

La investigadora del CIBEROBN y una de las autoras del estudio, Jiaqi Ni, aseguró que «hasta el momento, se ha sugerido que el consumo de leche y otros tipos de productos lácteos desempeña un papel en la prevención del deterioro cognitivo y la demencia relacionados con la edad».

«Sin embargo, la evidencia es un tanto controvertida y poco clara, especialmente en cuanto al cambio en el consumo a lo largo del tiempo, al tipo de productos lácteos según su contenido en grasa», concluyó la científica.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D