Trump niega haber usado el término “países de mierda” para referirse a los inmigrantes

Política y conflictos

Trump niega haber usado el término “países de mierda” para referirse a los inmigrantes
Foto: Alastair Grant

El presidente de EEUU, Donald Trump, ha negado este viernes haberse referido a Haití, El Salvador y a países africanos como “países de mierda”, pero ha admitido haber usado «un lenguaje duro» en su conversación con senadores sobre la ley migratoria.

«El lenguaje utilizado por mi en la reunión de DACA fue duro, pero ese no fue el lenguaje empleado. Lo que fue realmente duro fue la extravagante propuesta hecha, un gran paso atrás para DACA», ha asegurado el mandatario en su cuenta de Twitter, al comentar el Programa de Acción Diferida, que protege a jóvenes inmigrantes llegados a EEUU como niños.

Según informó  The Washington Post anoche, Trump llamó «países de mierda» a El Salvador, Haití y varios países africanos, y sugirió que preferiría recibir en EEUU más inmigrantes de Noruega en lugar de los de esas naciones, lo que ha provocado una nueva ola de indignación y acusaciones de racismo al mandatario.

En otro mensaje en Twitter, el presidente de EEUU ha insistido en que quiere «un sistema migratorio basado en el mérito y gente que ayudará a llevar a nuestros país al siguiente nivel». «Quiero seguridad para nuestra gente. Quiero detener la masiva entrada de drogas», ha agregado, a la vez que ha reiterado la necesidad del muro fronterizo con México, informa EFE.

De acuerdo al diario, que cita fuentes de testigos presentes en la reunión con legisladores, Trump señaló: «¿por qué tenemos a toda esta gente de países que son un agujero de mierda viniendo aquí?». El mandatario reaccionó así cuando dos senadores le plantearon un proyecto de ley migratorio que otorgaría visados a algunos de los ciudadanos de países que han sido retirados recientemente del programa de Estatus de Protección Temporal (TPS), como El Salvador, Haití, Nicaragua y Sudán.

Reacciones 

La presuntas palabras de Trump han taído reacciones de rechazo tanto en EEUU como en el mundo. La congresista republicana Mia Love, hija de inmigrantes haitianos, pidió en Twitter a Trump que se disculpara por su comportamiento «inaceptable» y tildó sus últimos comentarios de «desagradables, divisorios y elitistas».

Por su parte, el expresidente de México, Vicente Fox, que le ha mandado un tweet en el que le pregunta: «¿Con qué autoridad proclamas quién es bienvenido en Estados Unidos y quién no? La grandeza de Estados Unidos se basa en la diversidad, o ¿has olvidado tu origen inmigrante?».

También el periodista de Univisión, Jorge Ramos, se ha mostrado molesto en su red social: