Uber investigado por usar un software para evadir al Departamento de Justicia

Economía y capital

Uber investigado por usar un software para evadir al Departamento de Justicia
Foto: Seth Wenig

Uber se enfrenta a una investigación lanzada por el Departamento de Justicia de Estados Unidos por el uso ilegal de un programa que usan los conductores de Uber para evadir a los supervisores y reguladores del sistema público.

La compañía ha reconocido que el programa llamado Greyball les ayuda a identificar y burlar a los funcionarios del Estado que intentan impedir que el servicio de Uber se extienda en áreas como Portland u Oregón, en donde aún no se ha regulado el uso de este servicio.

A ojos de la empresa de transporte, Greyball es un programa de defensa contra aquellos que pretenden violar los términos del servicio, una forma de impedir el fraude y de proteger a los conductores del sector taxista. “El programa niega el servicio a aquellos usuarios que están violando los términos del servicio” puntualizó Uber en una declaración el marzo pasado. “Tanto si son personas que buscan agredir al conductor, como competidores que intentan interrumpir nuestras operaciones u opositores de nuestros servicios que confabulan con funcionarios del Estado”.

El programa identifica a usuarios sospechosos basándose en la información de la tarjeta de crédito, su localización y tipo de dispositivo desde el que se conectan a la aplicación Uber. La compañía además revisa el perfil del usuario en las redes sociales y contrasta si los datos de la tarjeta de crédito pertenecen a bancos que normalmente utilizan a los funcionarios para determinar su puesto de trabajo. Si el usuario no pasa “el test de Geyball”, Uber cambiará la interfaz de su aplicación para mostrar al usuario una pantalla falsa con coches fantasma que no responden a las peticiones.

La investigación es muy reciente y aún se desconocen los términos en los que se llevará a cabo. El servicio de noticias de Bloomberg ha asegurado que existe la investigación pero que aún es pronto para determinar si es criminal. Hasta ahora solo se conoce que Uber ha recibido una citación del gobierno de Carolina del Norte en la que se deben presentar los documentos relativos a la creación del software.

Desde hace tiempo la red de transporte privado mantiene la reputación de ser una compañía agresiva que acumula escándalos de manera consecutiva como las denuncias de acoso sexual, el juicio por robo de patentes y espionaje industrial, el trato a sus empleados y la falta de regulaciones del servicio. Greyball es una controversia más en la larga lista de Uber, que de momento no ha hecho ninguna declaración al respecto.