The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Venezuela

Un grupo de chavistas dispara contra los diputados de Guaidó para impedir su entrada en la Asamblea

Agencias
Última actualización: 15 Ene 2020, 6:33 pm CEST
Foto: Twitter Centro de Comunicación Nacional

Grupos paramilitares han impedido este miércoles el ingreso de los diputados opositores en el Parlamento, donde el opositor Juan Guaidó había convocado una sesión de la Asamblea Nacional para esta jornada. Como respuesta, el líder opositor venezolano, a quien casi 60 países reconocen como presidente interino, ha vuelto a convocar la sesión, esta vez fuera del Parlamento, en un anfiteatro de Caracas.

Los civiles atacaron con palos y piedras las camionetas en la que se desplazaba la comitiva de legisladores opositores y el equipo de prensa de Guaidó denunció que algunos de esos civiles, que forman parte de grupos conocidos como "colectivos", llegaron a disparar contra la comitiva. "Dispararon con armas de fuego, hay vídeos, ahí están los vidrios destruidos de una camioneta blindada", ha declarado a los medios el diputado Carlos Prosperi tras evadir a los atacantes. "Denunciamos ante el mundo el asedio del Parlamento", ha añadido.

La diputada Delsa Solórzano, que formaba parte de la comitiva, ha denunciado en Twitter que la caravana fue atacada a tiros.

El segundo vicepresidente del Parlamento, Carlos Berrizbeitia, ha denunciado la complicidad de las fuerzas del orden público con los atacantes y pedido al ministro de Defensa, Vladimir Padrino, una explicación por los sucesos. Según el opositor, efectivos de la Policía Nacional Bolivariana (PNB), la Guardia Nacional Bolivariana (GNB, policía militarizada) y la contrainteligencia militar (DGCIM) presenciaron de los grupos civiles los ataques sin intervenir.

El Parlamento es el único poder que controla la oposición en Venezuela, pero sus decisiones no son acatadas por el Ejecutivo desde que fue sentenciado en "desacato" por el Supremo semanas después que los opositores se hicieran con su control.

El Legislativo está además enfrascado en una polémica después de que el pasado enero el diputado Luis Parra asegurara que fue electo como presidente del órgano en una bronca sesión a la que Guaidó y más de 100 diputados no pudieron ingresar tras verse retenidos por horas por cordones de la Policía militarizada. Ese mismo día, y en una improvisada sesión en la sede del diario El Nacional, Guaidó fue reelegido como jefe del Parlamento con 100 de los 167 votos en juego.