The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

España

Agricultores piden al Gobierno una solución ante la escasez de agua

The Objective
Foto: Álvaro Navarro | The Objective

Miles de agricultores de Murcia, Almería y Alicante se han trasladado a Madrid para reclamar al Gobierno de España un acceso igualitario del agua.

Bajo el lema de '¡Defendamos la huerta de Europa!' los agricultores de esta zona del surestepañol se han congregado en la Plaza de Callao para alertar sobre la falta de agua y concienciar así a la sociedad sobre este problema. Además, han repartido verduras, hortalizas y frutas locales para quienes se han unido a la protesta. "No hay agua. El problema de Murcia, Alicante y Almería es que son zonas muy poco lluviosas. Ahí no se recoge agua y llevamos unos años que no ha llovido mucho. Este año está lloviendo en España, pero en el sureste no ha caído ninguna gota", ha expresado a The Objective un agricultor murciano.

"El Levante necesita agua, estamos convencidos de que se produzca una equidad en el agua. El agua en el país no es un problema, lo que sí lo es es su distribución", agrega otro de los manifestantes a este diario.

Pero éste no ha sido el único acto reivindicativo protagonizado por el SCRATS, ya también se ha producido una marcha desde la Puerta de Alcalá hasta el ministerio de Agricultura, ubicado en Atocha, donde han leído un manifiesto con los motivos y demandas para el Gobierno de España de cara a lograr una "solución" a los problemas del agua en esta zona.

A través de este manifiesto, las diferentes organizaciones exigen una reforma en las "infraestructuras hidráulicas que acaben con la situación de sequía estructural" que sufren los campos del Levante. Para afrontar el déficit hídrico los manifestantes han reclamado la instalación de un sistema de "riego de socorro con recursos externos" en la Cuenca del Segura o la imposición de que las nuevas tarifas del trasvase Tajo-Segura se apliquen por cada metro cúbico de agua consumido".

La industria agroalimentaria dependiente del acueducto Tajo-Segura, que tiene 242 kilómetros de longitud, aporta 2.364 millones de euros al PIB nacional. A su vez, SCRATS asegura que la falta de recursos hídricos podría suponer la pérdida de 100.000 puestos de trabajo. Este proyecto hídrico fue puesto en marcha en 1981, como apoyo al riego del río Segura, Tajo y Júcar.

No solo la desatención de este acueducto dañaría a la economía española, también perjudicaría al medio ambiente, denuncia el SCRATS. En concreto, cerca de 44 millones de árboles se abastecen de estas aguas, pero también el trasvase Tajo-Segura está destinado para detener la desertificación que afecta a la región del sureste del país.

En un informe realizado el pasado julio, el sindicato reclama un incremento de la producción de las desalinizadoras en localidades de Murcia y Alicante o una mejora en la conectividad entre los embalses, entre otras demandas.

"El máximo teórico a partir de la asignación de recursos del Plan del Tajo es de 112 hectómetros cúbicos (hm3) por año, mientras que el máximo volumen anual realmente contratado ha sido de 31", se puede leer en el documento.

Agricultores del sureste español reclaman al Gobierno una mayor distribución del agua 1

Cartel en protesta sobre la desigualdad en el reparto del agua. | Foto: Ainhoa Rossi/The Objective