The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Ciudad del Vaticano

El Papa admite que curas y obispos abusaron sexualmente de monjas

Redacción TO
Foto: ANDREAS SOLARO | AFP

El Papa Francisco admitió este martes, por primera vez, que curas y obispos abusaron sexualmente de monjas. El Pontífice respondió a una pregunta que le planteó una periodista en el avión de vuelta a El Vaticano desde Emiratos Árabes. “No es que todo el mundo haga esto, pero ha habido sacerdotes y obispos que lo han hecho”, dijo Francisco, “y creo que continúa”. A su parecer, este fenómeno es posible encontrarlo “en todas partes”, pero está más presente en “algunas congregaciones nuevas y en algunas regiones”.

El Papa admite que curas y obispos abusaron sexualmente de monjas

El Papa Francisco recibiendo el regalo de un periodista en el avión de vuelta al Vaticano desde Abu Dabi. | Fotografía: LUCA ZENNARO / AP

El Papa hizo hincapié en que se trata de un problema contra el que el Vaticano ya ha comenzado a luchar. “Hemos estado trabajando durante mucho tiempo sobre este asunto. Hemos suspendido a varios clérigos que han sido despedidos por esta causa”, señaló, sin mencionar nombres ni países. “También hemos disuelto algunas congregaciones religiosas femeninas que han estado muy vinculadas a esta corrupción”, dijo el pontífice y aseguró que la Iglesia no puede refugiarse en la negación. “¡¿Tenemos que hacer algo más? Sí. ¿Tenemos la voluntad de hacerlo? Sí!”.

Francisco I recordó que Benedicto XVI –Papa de 2005 a 2013– tomó medidas contra una orden francesa, que tenía sometidas a algunas de sus hermanas a un “esclavismo sexual” por parte de curas y del fundador. Asimismo, quiso reivindicar la figura de este papa como un valiente que abordó el problema, denunciando como errónea la concepción  popular de que Benedicto XVI no se atrevió a afrontar el escándalo.

El Papa, que defendió que algunos clérigos ya fueron suspendidos por abusar de las religiosas, señaló también que el maltrato de las mujeres es un problema estructural de la sociedad en general, donde las mujeres siguen siendo consideradas “ciudadanas de segunda clase”. “Es un problema cultural. Me atrevo a decir que la humanidad no ha madurado”, dijo tras lamentarse de los casos en el que el maltrato llega hasta el feminicidio.

La revelación del Papa llega en un momento en el que la Iglesia Católica afronta una grave crisis por los escándalos de abuso sexual a menores de edad. El año pasado, varios medios de comunicación informaron sobre casos de monjas que sufrieron abusos sexuales en América del Sur, India, África y Europa, evidenciado de esta manera que el problema no se limita a zonas geográficas concretas.

En noviembre de 2018, la organización que representa a todas las órdenes católicas del mundo –la Unión Internacional de Superioras Generales– denunció públicamente la “cultura del silencio y el secreto” que ha impedido, e impide, a las monjas denunciar los abusos a sus superiores y a la policía. Más tarde, en enero, la revista femenina del periódico vaticano L’Osservatore Romano señalo como culpable de todo esto a la cultura clerical, según informan AFP y AP.