Publicidad

Economía

La OCDE pide a España endurecer las condiciones de jubilación

La OCDE ha recomendado a España una reforma de las pensiones que incluya vincular la edad de jubilación obligatoria con la esperanza de vida en el momento de la jubilación y que contemple elevar el número de años de cotización exigidos para poder retirarse con la pensión completa. 

La OCDE pide a España endurecer las condiciones de jubilación

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos  (OCDE) ha recomendado a España una reforma de las pensiones que incluya vincular la edad de jubilación obligatoria con la esperanza de vida en el momento de la jubilación y que contemple elevar el número de años de cotización exigidos para poder retirarse con la pensión completa. El Estudio Económico España 2018 publicado hoy por la OCDE sugiere también ampliar el periodo de la vida laboral sobre el que se calcula la cuantía de la pensión en el momento de la jubilación.

Asimismo, aboga por dar mayor flexibilidad para combinar trabajo y pensión, y por promover los planes de pensiones de empresa. En el nuevo estudio, además de medidas macroeconómicas, la OCDE insta al Ejecutivo a ampliar más el periodo de referencia para computar la pensión y el número de años de cotización exigidos para cobrar la pensión completa.

El estudio pide ir más allá respecto a las últimas reformas de pensiones, a la vista de que el envejecimiento de la población va a seguir presionando las finanzas públicas, con la previsión de que en 2050 la tasa de dependencia de la tercera edad se habrá duplicado «con creces».

De acuerdo con la reforma de las pensiones de 2011, que está entrando en vigor de manera escalonada, la edad de jubilación aumenta de 65 a 67 años, en tanto que el periodo de cómputo para calcular la pensión se eleva de 15 a 25 años y los años cotizados exigidos para cobrar la pensión completa suben de 35 a 37 años (38,5 años si se anticipa la edad de jubilación).

La OCDE había rebajado este miércoles por segunda vez en dos meses sus previsiones de crecimiento económico para 2019, e instó a los países a prepararse para “tiempos más difíciles” y a reforzar su colaboración. Respecto a España, también ha revisado a la baja sus proyecciones de crecimiento al 2,6% para el año 2018, dos décimas por debajo del anterior pronóstico. Sobre este desaceleramiento también han advertido el FMI y la Comisión Europea si se prorrogan los Presupuestos Generales del Estado.

A pesar de esto, con un crecimiento cerca del 3% en los últimos tres años, España aventajó a la mayoría de los demás países de la zona euro, según destaca el informe.

«Las reformas estructurales acometidas, el vigoroso crecimiento del empleo, la mejora de la competitividad y las favorables condiciones exteriores y financieras han impulsado la actividad económica. Debería mantenerse el dinamismo de las reformas estructurales con vistas a reforzar la solidez de la economía española», señala.

Según las previsiones, la tasa de desempleo descenderá hasta el 12,5% en 2020, un dato que aún se situaría por encima del promedio de la zona euro y del nivel anterior a la crisis. Aún así se advierte de que los riesgos para las previsiones siguen siendo considerables.

También te puede interesar

Publicidad

MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D