The Objective
Publicidad
España

Ni el certificado covid ni la mascarilla en el exterior evitan la ola de contagios

Durante las últimas dos semanas se ha infectado un 89% más de personas que en el mismo periodo del año pasado

Ni el certificado covid ni la mascarilla en el exterior evitan la ola de contagios

Una pareja se besa la pasada Nochevieja en Madrid. | Jesús Hellín (Europa Press)

Los expertos coinciden: la variante ómicron es muy contagiosa. A eso hay que añadir que la población ha bajado la guardia desde que se vacuna contra el coronavirus y que la nueva cepa ha llegado en una época en la que aumentan los encuentros sociales. Ana se reunió en Nochevieja con su familia. Comieron, cantaron, se abrazaron y la mayoría se contagió. Por suerte, tienen síntomas leves: fiebre, tos y dolor de garganta. En las últimas dos semanas, 1.219.910 personas se han infectado en España. Son cifras récord. Las mascarillas, de uso obligatorio en exteriores desde antes de Navidad, y el pasaporte covid que exigen algunas regiones apenas han tenido impacto. La buena noticia es que descienden las hospitalizaciones y la letalidad.

«La mascarilla es la forma más eficaz de prevenir el contagio, pero en el exterior siempre es discutible», reconoce el virólogo Santiago Melón. El epidemiólogo Juan José Badiola afirma que se trata de «una medida sin incidencia», ya que, si hay poca gente en la calle, la probabilidad de infectarse es escasa. «El Gobierno tomó esa decisión previendo las aglomeraciones de estos días», destaca. Más explícito es el microbiólogo César Nombela, que asegura a THE OBJECTIVE que, «si no hay aglomeración, la mascarilla no sirve de nada». Para él, la mejor medida para no infectarse es evitar los contactos.

«Muy contagiosa»

España registró el 29 de diciembre la cifra más alta de contagios de toda la pandemia en un solo día: 59.867 casos. En las últimas dos semanas, siendo ya obligatoria la mascarilla en exteriores, se han infectado 1.219.910 españoles, una sexta parte de todos los casos registrados por el Ministerio de Sanidad desde que llegó el virus hace dos años. En el mismo periodo del año pasado apenas se notificaron 139.333 casos, el 11% de las cifras actuales. Sucede lo mismo en otros países, por eso el mundo ha registrado este 6 de enero su máximo de contagios en un solo día: 2,3 millones de casos.

La tasa de incidencia acumulada en nuestro país en las últimas dos semanas alcanza los 2.574 casos por cada 100.000 habitantes. España se ha contagiado mucho, pero de forma desigual. Imponer el pasaporte covid tampoco ha mejorado las cosas. De hecho, las comunidades autónomas más proclives a solicitar el documento son las más castigadas: Navarra, con una incidencia acumulada de 6.422 casos; País Vasco, con 4.959, y Aragón, con 4.212. En el lado opuesto, otras tres regiones que también piden el certificado: Andalucía, con una incidencia de 1.528 casos; Murcia, con 1.746, y Valencia, con 1823.

Una docena de comunidades autónomas de distinto signo político ha impuesto en algún momento el pasaporte covid, aunque los ámbitos de obligatoriedad varían de una a otra. Andalucía ha sido uno de los últimos territorios que han recurrido al documento. En un principio no obtuvo autorización judicial. En Aragón, la Justicia avaló su obligatoriedad para el ocio nocturno y eventos multitudinarios hasta el 8 de enero, pero no para la hostelería. Más problemas generó en el País Vasco, donde el Tribunal Superior de Justicia desestimó el pasaporte. El gobierno regional acudió al Tribunal Supremo, que acabó estimando el recurso.

enfermo
Una sanitaria monotoriza a un enfermo covid en Polonia. | Foto: Jakub Podkowiak (Zuma Press)

A pesar de mascarillas y pasaporte covid, los contagios siguen aumentando. Badiola culpa a la variante ómicron, que es «muy contagiosa» y que, además, ha llegado en plena fiesta. «Por suerte, es menos virulenta. Existen más contagios, pero el porcentaje de hospitalizaciones y de muertes es menor», explica este catedrático de la Universidad de Zaragoza. En su opinión, la nueva cepa tiene preferencia por las vías respiratorias altas, por eso hay más catarros y menos afecciones de pulmón. César Nombela explica que el patógeno de ómicron se multiplica menos en el tejido pulmonar, pero se expande más por los bronquios. Y sentencia: «Los casos graves y mortales disminuyen mucho respecto a otras variantes».

Badiola asegura que la vacunación ha sido vital para llegar a este escenario y señala que la mitad de los hospitalizados son personas que no se han inoculado. En la misma línea está Santiago Melón, que reconoce que ómicron es más transmisible, aunque no tiene la misma agresividad que otras variantes. «Para la cantidad de gente que se está infectando, apenas se registran hospitalizaciones. Hay mucha gente vacunada y eso cambia las cosas», se felicita el virólogo. En España, el 92% de la población de más de 12 años tiene al menos una dosis y el 90% cuenta con la pauta completa.

Menos fallecidos

«Cuando las autoridades sanitarias advirtieron de que la nueva cepa era muy contagiosa, se recomendó una tercera dosis. Eso ha ayudado a contener la dureza de ómicron. Las vacunas no protegen por completo, pero minimizan la infección», afirma Badiola. Ana es una de los más de 11 millones de españoles que ha recibido ya la dosis de refuerzo contra la covid-19. Sin ella, los efectos del contagio habrían podido ser mucho más graves, reconocen los expertos. Sin embargo, Juan, un madrileño de 73 años, ha pasado todas las navidades en la UCI. Como muchos de sus compañeros hospitalizados, no se había inoculado.

Los datos hablan por sí mismos. Aunque la presión hospitalaria es similar a la del pasado enero, el escenario es muy distinto. El 5 de enero de 2021 había 13.841 personas hospitalizadas en España, 2.220 de ellas en la UCI. Un año después, con los contagios disparados, un 89% más de casos, hay 13.359 hospitalizados, de los cuales 2.205 están en la unidad de cuidados intensivos. Una tendencia que también se aprecia en el número de fallecidos, que ha descendido un 39%. Entre el 24 de diciembre de 2020 y el 4 de enero de 2021, hubo 1.010 defunciones por coronavirus, mientras que en el mismo periodo de este año la cifra ha bajado a 621.

vacuna
Una mujer recibe la vacuna de refuerzo en Madrid en diciembre. | Foto: Eduardo Parra (Europa Press)

Lo que ha llamado poderosamente la atención de los especialistas, en cambio, es la gran cantidad de reinfecciones. Solo en la semana de Navidad, las autoridades sanitarias identificaron un tercio de las registradas desde el inicio de la pandemia. La malagueña María, de 36 años, es una de ellas. Asegura que en esta ocasión la sintomatología ha sido mucho más leve.

«Muchas personas vuelven a contagiarse, pero les afecta menos si están vacunadas, porque generan anticuerpos. Estos desaparecen pasados cuatro o cinco meses, pero mantienen la memoria inmunitaria, que se activa cuando llega el patógeno», aclara César Nombela. Este microbiólogo que forma parte del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) apuesta por seguir desarrollando las vacunas, ya que las cuatro que se administran actualmente siguen introduciendo el patógeno de Wuhan y «no se han adaptado a las nuevas variantes».

Nombela, como sus colegas, insiste en la necesidad de vacunarse para evitar que la enfermedad se agrave. No obstante, discrepa del uso del pasaporte covid que solicita una docena de comunidades autónomas para ingresar en restaurantes y complejos de ocio. «Cada vez tiene menos valor porque las vacunas todavía son bastante imperfectas, aunque palian la infección». El virólogo Santiago Melón dice que se trata de una medida para concienciar a la gente, pero no para evitar contagios. Badiola va mucho más lejos: sostiene que se implantó para «presionar» a los que rechazan vacunarse.

Final de la sexta ola

La UE se pronunció hace unas semanas sobre la polémica. El pasaporte covid caducará nueve meses después de recibir la pauta completa. La validez del certificado podrá prorrogarse si se recibe la dosis de refuerzo. El objetivo, admiten, es que los ciudadanos sigan vacunándose para frenar la propagación del virus. Las nuevas reglas entrarán en vigor el 1 de febrero para que los Estados miembro puedan ajustar las campañas de refuerzo. En España ya han recibido la tercera inyección más de 11,3 millones de personas.

A pesar de las circunstancias actuales, los expertos son optimistas. Juan José Badiola augura que las cifras de contagios caerán vertiginosamente a mediados de enero. «Cuando se infecta mucho y rápido, bajan de la misma forma». Para armar su teoría mira a Sudáfrica, país que advirtió de la existencia de ómicron. «Allí el problema empezó en la tercera semana de noviembre y el pico se dio cuatro semanas después. A la quinta comenzó a bajar. Si en España tomamos como referencia el puente de la Inmaculada, a mediados de este mes deben descender los contagios», precisa el epidemiólogo. De la misma opinión es el microbiólogo César Nombela, aunque pide estar alerta porque «tampoco se pueden descartar nuevas variantes».

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D