The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Reino Unido

La Policía de Gibraltar detiene al capitán y a un oficial del petrolero iraní retenido

Foto: JORGE GUERRERO | AFP

La Policía Real de Gibraltar ha detenido al capitán y al primer oficial del superpetrolero iraní Grace 1, que fue abordado el viernes por la Marina británica ante las sospechas de que transportaba crudo hacia Siria.

La Policía ha explicado en un comunicado emitido este jueves que las detenciones se han producido tras un “exhaustivo” registro del buque, durante el que se han intervenido y analizado documentos y dispositivos electrónicos.

Los dos detenidos, de nacionalidad india, están siendo interrogados en el cuartel general de la Policía y su arresto está relacionado con la supuesta violación de las sanciones europeas impuestas contra Siria, aunque todavía no se les ha imputado ningún delito.

La investigación sigue todavía en curso y el Grace 1 continúa retenido, de acuerdo con las disposiciones de los Reglamentos sobre Sanciones de 2019, que se derivan de la Ley de Sanciones de 2019, indica la Policía gibraltareña.

Con 330 metros de eslora y una capacidad de carga de dos millones de barriles, el Grace 1 fue interceptado el 4 de julio por la Policía y los servicios aduaneros de Gibraltar, asistidos por un destacamento de los Royal Marines británicos.

Las autoridades gibraltareñas sospechan que el buque se dirigía a Siria a descargar el crudo, en una supuesta violación de las sanciones europeas contra el régimen de Bashar al Asad. Teherán desmintió estas acusaciones acusaciones y, reprochando a Gibraltar un acto de “piratería”, exigió su liberación inmediata.

Sin embargo, la justicia del Peñón británico dio luz verde a prolongar la retención del buque 14 días, hasta el 19 de julio, una autorización puede ampliarse hasta los 90 días.

El arresto del capitán y el oficial llega el mismo día en que Reino Unido ha acusado a Irán de impedir el paso de un petrolero británico en el estrecho de Ormuz, según ha afirmado un portavoz del Gobierno en Londres.

Por su parte, Irán ha negado estas acusaciones. “En las últimas 24 horas no ha habido encuentros inesperados con embarcaciones extranjeras, incluidas embarcaciones británicas”, ha dicho la Armada en un comunicado.