The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Indonesia

Más de 1.000 personas podrían estar desaparecidas en Indonesia por el seísmo y el tsunami

Redacción TO
Foto: JEWEL SAMAD | AFP

La agencia indonesia de gestión de desastres ha estimado que más 1.000 personas pueden estar desaparecidas tras el seísmo y el tsunami que golpearon la isla de Célebes, causando más de 1.500 muertos.

"Creemos que más de 1.000 casas quedaron sepultadas, es probable entonces que haya más de 1.000 desaparecidos" en el barrio de Balaroa, en Palu, señaló a AFP Yusuf Latif, portavoz de la agencia. Aunque "existe la posibilidad de que algunos de ellos consiguieran salir", ha agregado.

Los equipos de rescate reanudaron las labores de búsqueda de víctimas bajo los escombros en la zona de la isla de Célebes ya que las condiciones climatológicas mejoraron. Sin embargo, las autoridades estiman que a partir de hoy ya sería imposible encontrar supervivientes de esta catástrofe que además deja 2.500 heridos y más de 70.000 desplazados, además de graves daños materiales. Según Cruz Roja Indonesia, unas 191.000 personas necesitarían ayuda humanitaria urgente, de las que 46.000 serían niños  y 14.000 personas mayores.

En Palu, la capital provincial y una de las zonas más afectadas, la red eléctrica sigue dañada en un 60%, según ha indicado la compañía estatal, que espera restablecer por completo el suministro el 14 de octubre. A ello hay que sumar las dificultades de comunicación en las zonas afectada, como el aeropuerto de Palu, que tiene el tráfico aéreo restringido con unas 800 personas atrapadas en él a la espera de poder salir de la ciudad, que ya cuenta con una numerosa presencia de personal de organizaciones humanitarias.

La Cruz Roja prevé distribuir  alimentos no perecederos en el municipio de Sigi, donde la organización colabora en la búsqueda de decenas de niños de un campamento religioso que quedaron sepultados por una avalancha de barro.

Un portavoz de la organización dijo a Efe que se han recuperado siete cuerpos más, lo que eleva a 41 el número de víctimas en el suceso en el que pudieron ser rescatados a salvo 90 de los menores.

Los familiares de los niños, de entre 11 y 15 años, prevén reunirse con las autoridades para determinar el número exacto de desaparecidos que según una estimación de la Cruz Roja rondaría el centenar.