The Objective
Publicidad
Internacional

Alex Saab se declara «no culpable» del delito de blanqueo de capitales

El presunto testaferro de Maduro mantiene su inocencia ante el juez de Estados Unidos y reclama que dispone de inmunidad diplomática

Alex Saab se declara «no culpable» del delito de blanqueo de capitales

Daniel Pontet (Reuters)

El supuesto testaferro de Nicolás Maduro, Alex Saab, ha comparecido ante el tribunal federal de Miami y se ha declarado inocente del delito de blanqueo de capitales del que se le acusa. Saab, que fue extraditado de Cabo Verde en octubre tras varios meses detenido a petición de Estados Unidos, se enfrenta a una pena de hasta 20 años de prisión.

La audiencia de este lunes estaba prevista en un primer momento para hace dos semanas, cuando el juez encargado del caso, Robert N. Scola, aceptó desestimar a petición de los propios fiscales la mayoría de los cargos por blanqueo de capitales (siete de los ocho que pesaban sobre el detenido) para hacer cumplir un pacto alcanzado con el Gobierno de Cabo Verde, país cuya legislación contempla un límite de años de prisión.

El nuevo abogado de Saab, Neil Schuster, ha confirmado tras abandonar la corte que su cliente se ha declarado «no culpable» ante el magistrado. El propio acusado ha defendido en diferentes ocasiones su inocencia y su inmunidad diplomática al haber sido nombrado enviado especial de Venezuela.

THE OBJECTIVE ya contó la relación entre Baltasar Garzón y Alex Saab en una exclusiva sobre los negocios del exjuez en Venezuela. El bufete de Garzón confirmó en julio que asumiría la defensa del presunto testaferro de Maduro y el propio Garzón ha calificado su detención de ilegal.

El Gobierno de Venezuela exige la liberación de Saab

Saab fue detenido el 12 de junio de 2020 en Cabo Verde a petición de Estados Unidos cuando realizaba una escala de reabastecimiento. El empresario fue extraditado hace dos semanas para ser juzgado por un delito blanqueo de dinero y por participar presuntamente en una red de sobornos.

Estados Unidos le acusa de lavar 350 millones de dólares (295 millones de euros) para pagar supuestamente corruptelas de Maduro, quien llegó a calificar la detención de «secuestro» y acusó al Gobierno a Washington de haber orquestado torturas contra su socio: «Se lo llevaron a una cárcel cochina, insalubre, y lo metieron bajo la oscuridad en un hueco lleno de excrementos, de ratas, como la peor película de terror. Y miembros del Gobierno de EEUU lo torturaron durante largos días, a golpes, le partieron tres muelas, le metieron electricidad durante días y días».

Estas acusaciones fueron la razón dada por el Gobierno de Venezuela para abandonar temporalmente las negociaciones con la oposición en México.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D