Los menores acaban con el reinado de WhatsApp e Instagram: estas son sus apps favoritas

Sociedad

Los menores acaban con el reinado de WhatsApp e Instagram: estas son sus apps favoritas
Foto: Tim Gouw| Unsplash

Zoom, la plataforma de videollamadas que no aparecía en ningún ranking en 2019, se ha convertido en una de las aplicaciones de comunicación más populares de 2020 a nivel global y ha alcanzado el primer puesto en EEUU. WhatsApp lidera el ranking de popularidad en el resto de mercados, pero Zoom sigue siendo la plataforma donde los jóvenes permanecen durante más tiempo. Al mismo tiempo, la popularidad de Instagram cae un 43% a nivel global, mientras que TikTok se convierte en la red social más utilizada por los niños de todo el mundo.

En contexto: la plataforma Qustodio, especializada en seguridad y bienestar digital en el entorno familiar, ha dado a conocer estos datos en el informe Aplicaciones y menores: un año atrapados detrás de las pantallas. El informe se ha elaborado con la información anónima proporcionada por 100.000 familias con hijos entre 4 y 15 años en España, Estados Unidos y Reino Unido, y en cinco áreas concretas: vídeo en línea, redes sociales, videojuegos, aplicaciones de educación y aplicaciones de comunicación.

Según Eduardo Cruz, CEO y cofundador de Qustodio, el confinamiento ha marcado «un antes y un después» en la vida digital de las personas, y aunque los datos obtenidos durante este periodo marcan contrastes muy altos respecto a los valores obtenidos en 2019, a su juicio este comportamiento no será constante, «pero sí distinto a los momentos previos a la pandemia».

Plataformas de vídeo

El uso de las aplicaciones de vídeo online ha aumentado un 25% durante la pandemia, lo que supone una media de 45 minutos diarios. A la cabeza, YouTube, que sigue siendo la aplicación de vídeo más popular entre los niños, y prácticamente dobla en popularidad a su rival más cercano, Netflix.

Además, Twitch ha experimentado un crecimiento continuo en todos los mercados, y especialmente en España, donde su popularidad se ha disparado un 150%. Sin embargo, al igual que ha ocurrido con Zoom, la auténtica sorpresa ha sido Disney Plus. Mientras que en 2019 no aparecía en ningún ranking, este año ha pasado a ser la tercera aplicación más popular de EEUU y la cuarta a nivel global, en Reino Unido y en España.

Redes sociales

El tiempo promedio en las aplicaciones de redes sociales ha sido un 76% más alto que en 2019, y es la categoría que ha experimentado un mayor crecimiento, según los datos de la empresa. Al igual que en otras categorías, antes de la pandemia los niños utilizaban las redes sociales principalmente después del colegio, entre las 15:00 y las 20:00. Sin embargo, con la llegada de las restricciones de movilidad, esa franja se amplió y los niños empezaron a utilizar de forma intensiva estas plataformas a lo largo de un periodo de 13 horas, desde las 10:00 hasta las 23:00.

TikTok ha sido la red social más utilizada por los niños de todo el mundo —a excepción de EEUU—, por delante de Instagram, que encabezaba esta lista en 2019, y de Facebook. De hecho, Instagram ha visto mermada su popularidad un 43% a nivel global. Desde Qustodio reconocen que sus previsiones señalaban a TikTok como la reina indiscutible de las redes sociales este año, pero que desde luego no se esperaban el ascenso de Facebook: se ha posicionado en el puesto número uno en EEUU, y su base de usuarios en el resto de mercados también ha experimentado una gran recuperación.

Videojuegos

Con respecto a esta fuente de entretenimiento, desde Qustodio señalan que el género más popular entre los niños es el llamado shooters o battle royale —juegos en tercera persona que combinan la supervivencia con aventura o batallas, y que generalmente incluyen contenidos algo violentos—. En 2020, Roblox se ha situado a la cabeza de esta categoría, salvo en España (donde la lista la encabeza Brawl Stars).

Además, los niños de EEUU son los que más tiempo dedican a los videojuegos, pero el consumo de este tipo de productos ha aumentado de media un 23% entre los niños de todo el mundo en comparación con el año pasado.