The Objective
Publicidad
Sociedad

El fuego se ceba con La Coruña y Ávila: dos graves incendios arrasan casi 4.000 hectáreas

La Junta de Castilla y León cree que el incendio de Santa Cruz del Valle ha sido intencionado

El fuego se ceba con La Coruña y Ávila: dos graves incendios arrasan casi 4.000 hectáreas

El incendio de Boiro. | Óscar Corral (EFE)

La Coruña y Ávila siguen luchando contra las llamas que han arrasado ya miles de hectáreas. En Galicia, son ya alrededor de 4.500 hectáreas las que han sido calcinadas a lo largo de esta semana, con siete fuegos activos, con el de Boiro en el centro de las preocupaciones. En Ávila, el incendio de Santa Cruz del Valle ha quemado más de 1.000 hectáreas y sigue extendiéndose en esta zona especialmente sensible desde el punto de vista medioambiental.

El último balance de la Xunta de Galicia eleva a más de 2.000 las hectáreas quemadas por el incendio de Cures, en Boiro, pero también hay noticias positivas dentro de la catástrofe: la evolución es buena. Se mantiene en la zona el nivel dos, una medida preventiva decretada por la proximidad de las llamas a las casas, y en algunos ayuntamientos colindantes, como los de Ribeira, han tenido que ser desalojadas 700 personas de un camping y en A Pobra dos alojamientos rurales.

También en Galicia, otro de los fuegos que ha crecido en extensión quemada es el de Xustáns, en Ponte Caldelas, que ha pasado a 380 hectáreas, pero el incendio también evoluciona favorablemente y permanece el nivel de alerta dos por cercanía a núcleos habitados.

Por otra parte, el incendio de Verín (Ourense), que ha arrasado con 600 hectáreas, sigue estabilizado, y también en esa provincia está controlado el de O Pereiro, en A Mezquita, que ha quemado 150. En Pontevedra ha quedado estabilizado el de Saiar, en Caldas de Reis (450 hectáreas), y en Arbo continúan controlados los de Mourentán (400) y Barcela (82).

Las llamas se extienden en Ávila

Mientras, el incendio de Santa Cruz del Valle se encuentra alejado de los pueblos de la zona, pero el fuego sigue extendiéndose y los efectivos que trabajan en las labores de extinción siguen tratando de «asegurar el perímetro», según el director técnico en extinción, Ángel Iglesias.

Después de casi tres días de intenso trabajo, este domingo se han incorporado más medios al amplio operativo que trabaja en la zona (más de 400 efectivos) con elevadas temperaturas y frente a una complicada orografía que están dificultando su extinción.

Los frentes de llama que tenían más o menos estabilizados han vuelto a reproducirse con bastante virulencia en muchas zonas, ayudados, entre otras cuestiones, por la gran cantidad de combustible acumulado, un monte muy cuajado de árboles -fundamentalmente pinos-, matorral y vegetación muy seca, fruto del intenso calor de este verano.

Según la Junta de Castilla y León, existen «indicios de intencionalidad» en el origen del incendio. El alcalde de Santa Cruz del Valle, Enrique Rodríguez, ha dicho a la agencia Efe que el fuego ha sido «intencionado, con mayúsculas».

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D