Torra acusa a España de actuar como una "dictadura" y perseguir ideológicamente

Política y conflictos

Torra acusa a España de actuar como una "dictadura" y perseguir ideológicamente
Foto: Lluis Gene

El president de la Generalitat catalana, Quim Torra, ha leído este lunes una declaración institucional en el que ha sido particularmente duro con el Estado. De hecho, ha acusado a España de promover «persecuciones ideológicas y políticas» que son «extensivas a todos los catalanes» y tener un Código Penal propio de una «dictadura». «El Govern y yo mismo rechazamos estas sentencias por injustas y antidemocráticas», ha manifestado, respaldado por el expresident Artur Mas, después de leer las penas que el Tribunal Supremo ha impuesto contra nueve de los 12 políticos procesados –»honorables, demócratas y pacíficos»– por sedición.

Torra considera que «condenarles es un insulto a la democracia y a la sociedad catalana» e interpreta que se ha debido a su «compromiso político»: «Esta es una causa general contra el derecho a la autodeterminación». Además, ha atacado al Tribunal Supremo al decir que «en este juicio se han inventado hechos para cometer una acto de venganza», en la línea del procesado Junqueras, y ha señalado que España es «un estado incapaz de asumir la democracia».

La declaración, que la ha leído casi en totalidad en catalán, ha contado con un apartado en castellano donde el president ha defendido que el desafío soberanista es «una causa justa» porque es «una causa de libertad», al tiempo que ha definido que «el camino de la solución de los conflictos es siempre la palabra, el voto y la libertad». Seguidamente ha anunciado que va a enviar una carta al jefe del Estado, Felipe VI, y al presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez para pedir una reunión «urgente» y que el Govern celebrará otra reunión «extraordinaria» para valorar los pasos a dar a partir de ahora.

Finalmente ha leído la misma declaración en inglés para los medios internacionales. El presidente Sánchez ha respondido al ataque dialéctico de Torra en una comparecencia pública en la que ha reiterado, tanto en castellano como en inglés, que «España está entre las mejores democracias del mundo» y que nadie en este país es juzgado por sus «ideas». Una línea que su Gobierno ha seguido a lo largo de estos meses y de esta misma mañana, ya tras conocerse la sentencia, cuando el ministro de Fomento en funciones, José Luis Ábalos ha comentado que “el fallo del tribunal deja claro que en España el Estado de Derecho funciona y que la Justicia actúa con moderación, templanza y rigor” y que no contemplan la firma de sus indultos.