The Objective | Noticias exclusivas y opiniones libres en abierto
Publicidad
España

Mañueco: «Sánchez distribuye los fondos europeos de forma poco transparente»

El presidente de Castilla y León lamenta que sea «más fácil» dar estos fondos «a amigos, compañeros y socios» antes que a las CCAA «leales a España»

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, nos recibe al pie de la muralla de Ávila un día frío pese a que luce el sol. Conoce al dedillo la ruta, los rincones más pintorescos y el peso de la historia de la ciudad, que nos va relatando mientras nos acercamos a la sede del PP en Ávila, que es donde se realiza la entrevista.

Mañueco huye de estridencias y adopta un tono institucional, para hacer un repaso de los hitos de la legislatura que terminó abruptamente en contra de lo que él hubiera deseado, según afirma. No menciona ni el nombre ni las siglas de su principal rival en esta campaña electoral, el candidato socialista Luis Tudanca, a quien señala como una terminal de Pedro Sánchez, para quien reserva todas sus diatribas.

Acusa a Sánchez y su Gobierno de opacidad, de falta de transparencia, de practicar el «amiguismo» con el reparto de fondos europeos y de perjudicar a Castilla y Léon, no solo en el capítulo de los fondos, sino en un sinfín de materias que tienen que ver con el mundo rural y su desarrollo.

Tampoco menciona a Vox ni a su candidato y sortea con habilidad las preguntas sobre la posible dependencia de los votos de la formación de ultraderecha. Eso sí, tras dos años y medio de gobierno de coalición con Cs, Mañueco deja claro que su objetivo, tras el 13-F, es presidir un gobierno en solitario.

Pregunta.- La mayoría de encuestas le sonríen. ¿Respira tranquilo, porque parece que va a poder gobernar solo?

Respuesta.- Las encuestas son una foto fija en un momento determinado. La mejor manera de perder unas elecciones es darlas por ganadas, con lo cual, hay que tener tranquilidad. Aspiro a tener una mayoría suficiente que me permita tener un gobierno en solitario, porque lo que se necesita ahora mismo en Castilla y León es tener un proyecto de futuro para garantizar los servicios públicos que protegen a las personas; también para seguir transformando y modernizando Castilla y León y, sobre todo, generar oportunidades de futuro y de vida en esta tierra.

P.- ¿Le preocupa la posibilidad de tener que contar con Vox para gobernar?

R.- Eso lo dirán los electores de Castilla y Léon. Lo que me preocupa es conseguir movilizar el mayor número posible de esfuerzos. Si somos capaces de concentrar los apoyos en el PP no habrá riesgo de que Castilla y León caiga en manos de las políticas de Pedro Sánchez y sus representantes aquí. Mi objetivo es ese gobierno en solitario, concentrar el voto de la derecha en las urnas para que podamos conseguir ese gobierno que tenga estabilidad política y parlamentaria y poder desarrollar nuestro proyecto.

P.- ¿Entiendo que no quiere que el gobierno caiga en manos del señor Tudanca, del PSOE, pero ¿no busca también evitar una gran influencia de Vox en su proyecto de gobierno, que es el apoyo que le marcan las encuestas al no obtener mayoría absoluta?

R.- Me gustaría tener una influencia de la sociedad de Castilla y León, que es el mejor apoyo. Tenemos que hacer un esfuerzo de movilización y concentrar el máximo número de apoyos en el PP. A partir de ahí, el 13 de febrero hablarán los electores y el 14 hablaremos, en función del resultado.

P.- ¿Con quién está dispuesto a hablar y con quién no?

R.- Mi objetivo es dialogar con los hombres y mujeres de Castilla y León y explicarles lo que he hecho en estos dos años y medio y cuál es mi proyecto de futuro. Es importante el balance, para demostrar que soy persona de palabra, pero también el futuro, para demostrar que podemos aspirar a una recuperación económica que ahora es más necesaria que nunca. Estoy convencido, lleno de esperanza, de motivación, de que podemos afrontar un futuro basado en una recuperación social sólida.

P.- ¿No contempla escenarios en los que se le pida, a cambio del apoyo para gobernar, consejerías, cambios en políticas de inmigración, LGTBI, etc? 

R.- Creo que hay que interpretar bien que la sociedad de Castilla y León es profundamente tolerante. Cuando hemos abierto nuestras puertas hemos asombrado al mundo. Y eso es lo que tenemos que hacer ahora. Para tener estabilidad política y parlamentaria tenemos que hacer un esfuerzo de movilización. El PP de Castilla y León es el partido de la tierra; es capaz de hablar con un mensaje local, provincial, autonómico y estatal. Tenemos representación en los 2248 municipios de Castilla y León y en sus 9 provincias. Me voy a apoyar en ese equipo tan sólido para hacer un esfuerzo de movilización y tener un gobierno en solitario. Cualquier otra circunstancia ni me la planteo en estos momentos.

P.- ¿Cómo definiría estos dos años y medio de gobierno de coalición?

R.- Ha sido una experiencia que ha tenido su punto de enriquecimiento. El balance es positivo, aunque no ha acabado como a mí me hubiera gustado que acabara, pero las circunstancias no las he elegido yo, sino otras fuerzas políticas. Por eso, ante el riesgo de que hubiera un gobierno en los despachos, a espaldas de la voluntad de las personas de Castilla y León, disolví las Cortes y convoqué las elecciones. Lo más honesto con la ciudadanía de castilla y León era otorgarles la voz y que decidan ellos. 

El presidente de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco. | Foto: Lucas Méndez (THE OBJECTIVE)

P.- Precisamente, en una entrevista publicada recientemente en THE OBJECTIVE, su ex socio de Gobierno y vicepresidente, Francisco Igea, decía que usted no puede volver a ser presidente por “deshonesto” y que, si de él depende, no lo será, porque, según su versión, convocó elecciones de acuerdo con sus intereses y no los de la gente de Castilla y León …

R.- Yo quiero respetar profundamente a las personas. Le deseo lo mejor en lo personal, aunque en política estamos en marcos distintos. A mí no me van a encontrar en la descalificación personal, ni en el insulto. No me gusta ni creo que sea conveniente, para dar ejemplo de una política sensata. Lo que conviene ahora es presentar proyectos de futuro. El señor Igea sabe mejor que nadie qué paso y cómo fueron los hechos. Me permitirá que no cuente más cosas…

P.- ¿Estuvo tentado de disolver las Cortes antes del momento en que lo hizo?

R.- Mi intención siempre fue agotar la legislatura. Ha habido momentos de cierta tensión, pero siempre quise agotar. Cuando se produjo la moción de censura en Murcia y el amago en Madrid, podría haber disuelto, pero no lo hice y me enfrente a la moción de censura. Ha habido otros momentos de tensión y siempre he aguantado. Solo cuando vi que había un riesgo creíble y cierto, disolví las Cortes y convoqué las elecciones.

P.- Ahora mismo hay dos relatos distintos sobre cómo y por qué se adelantaron las elecciones, el suyo y el del señor Igea ¿El próximo 13-F se medirá también la credibilidad que la gente da a usted o a Igea?

R.- Creo que las personas quieren esperanza, futuro, progreso. Y yo quiero ser el presidente del progreso y de la ilusión.

P.- ¿Qué ofrece a la ciudadanía para generarles ilusión?

R.- Tenemos que garantizar los servicios públicos, algo que es marca de Castilla y León. No hay una CC.AA que gestione de forma tan eficaz como Castilla y León los servicios públicos. Tenemos una política eficaz en apoyo de las familias: educación gratuita de 0-3 años, beneficios fiscales en la política de natalidad, apostaremos por facilitar las técnicas de reproducción asistida a las familias que quieran tener hijos, así como agilizar las adopciones y vamos a poner en marcha un cheque-bebé (1500 € para el primer hijo, 2000€ por el segundo, 2500€ por el tercero y todo eso incrementado un 40% en zonas rurales, en forma de ayuda directa). Tenemos un plan de apoyo a los mayores, a los que tenemos que cuidar y mimar, especialmente después de la pandemia y muy especialmente a los que viven en un entorno urbano, que tienen más problemas de soledad.

P.- ¿Y qué ofrece al medio rural?

R.- Quiero ser también el presidente del campo, del medio rural, de los agricultores y ganaderos. Vamos a hacer un esfuerzo por una fiscalidad positiva en favor del medio rural, prestar servicios como la Sanidad, la Educación y los Servicios Sociales, porque vamos a blindar por Ley los servicios públicos en el medio rural, para que no estén sometidos a los vaivenes de un presidente o un partido político.

P.- Hablando de fiscalidad, ¿ofrece también rebajas de impuestos como plato fuerte a los electores?

R.- Planteamos una política fiscal inteligente y moderada. Hemos suprimido prácticamente el impuesto de sucesiones y donaciones, con la bonificación al 99% del impuesto entre cónyuges y de padres a hijos y ahora vamos a apostar por bajar el IRPF y las licencias de caza y pesca deportiva.

P.- ¿Qué planes tiene para dar uso a los fondos que proceden de la UE en Castilla y León?

R.- Los fondos tienen que ser una oportunidad y el gobierno de Pedro Sánchez los está distribuyendo de forma poco transparente: no nos está dando información. Entendemos que parece más fácil entregar los fondos a los amigos, los compañeros de partido o a los socios que a otras CC.AA, que somos leales con España. Los fondos europeos tienen que servir para el desarrollo de España y de todos los españoles en todo el territorio y creo que no vamos por buen camino en esta línea.  Se ha marginado de manera escandalosa a Castilla y León en el reparto de unos fondos y en otros se nos ha perjudicado claramente. 

P.- ¿Va a ir a denunciarlo a los Tribunales?

R.- Hemos hecho un requerimiento al Consejo de Ministros. Entendemos que hay que agotar la vía política, pero si no se nos contesta iremos a los tribunales para reclamar lo que consideramos que es justo para Castilla y León. Pero antes agotaremos otras vías. Lo hemos hecho con el IVA y con la defensa del cierre de la estación de esquí de Navacerrada. Si tenemos que ir en este caso, también iremos. 

P- Con respecto al fondo destinado a la creación de empleo para colectivos vulnerables se han destinado casi 1.921 millones de euros a Andalucía, 1.578 a Cataluña, 1.213 a la Comunidad de Madrid, 1.054 a la Comunidad Valenciana, 742 a Castilla y León y 681 a Galicia ¿Me puede precisar dónde radica la discriminación a las comunidades del PP, a Castilla y León y si detecta amiguismos o favoritismos?

R.- Hay dos tipos de fondos, los REACT EU y en esos tenemos con claridad las cantidades que se han repartido a todas las comunidades. Castilla y León tiene el 6% de los ingresos del modelo de financiación autonómica, tenemos el 5% de la población total de España y del fondo REACT EU se nos ha dado el 4,15%. ¡Ni siquiera se ha utilizado el criterio poblacional para el reparto de los fondos! Con respecto a los fondos New Generation, es verdad que nos van llegando fondos, pero no se nos dice cómo se reparten ni se nos deja margen para poder tener criterios los que conocemos el territorio. Con respecto a este fondo del empleo, la Consejera de Empleo le reclamó la información al Ministerio de Trabajo, se aprobó una proposición de Ley en las Cortes para reclamarle información al Gobierno de España y lo que hemos visto es que algunas CC.AA del mismo color político que Sánchez o sus socios han recibido esos fondos extraordinarios y nos ha sorprendido. Queremos que haya transparencia y criterios objetivos. Si se hubiera optado por la creación de una Agencia Independiente con criterios transparentes a la hora del reparto hubiera sido mucho mejor. 

P.- Pablo Casado ha hablado de corrupción, ¿usted cree que ha habido corrupción en el reparto de esta pequeña e inicial parte de los Fondos a los que aspira nuestro país?

R.- Lo que hay es una profunda injusticia y una marginación. Entiendo esa expresión desde el punto de vista político, en el sentido de favorecer a los amigos, de sectarismo, de despreciar a quien no está con Sánchez. Cuando gobiernas tienes que gobernar para todos y esto de favorecer a unas Comunidades Autónomas, como si los ciudadanos llevasen el color político de su presidente, me parece un error gravísimo. Hay que gobernar para todos. Si no en un plano jurídico, yo siempre entendí esas palabras en un plano político.

P.- Hablando de injusticias y favoritismos, su rival y candidato del PSOE, Luis Tudanca, asegura que usted y su gobierno practican el favoritismo, el amiguismo y el sectarismo en el reparto de ayudas y subvenciones, porque de los 225 Ayuntamientos agraciados con esas ayudas de la Junta,  198 son del PP ¿Están aplicando una contabilidad similar a la utilizada por ustedes con el Gobierno de Sánchez?

R.- Castilla y León son 2.248 municipios y se puede comprobar en el análisis global de todo el ejercicio presupuestario, quienes salen beneficiados son Ayuntamientos donde gobierno el PSOE. ¡Y eso que el PP tiene la mayoría! El PP gobierna en 1422 Ayuntamientos. Eso son reflexiones y cuentas torticeras que hace el líder del PSOE.

P.- ¿No le parece suficiente el proceso de monitorización y control online que hace la UE con los fondos?

R.-La falta de información del Gobierno de España a las CC.AA es clamorosa. Hemos pedido, reiterado, exigido y reclamado en numerosas ocasiones que haya más transparencia y más información, pero la falta de transparencia y de información es gravísima, por parte del Gobierno de Sánchez.

P.- En la carrera de Pablo Casado a la Moncloa se vislumbran varias etapas ¿Castilla y León y la posible victoria de Alfonso Fernández Mañueco es la primera etapa?

R.- Vamos a celebrar unas elecciones autonómicas en las que vamos a hablar de los problemas de la gente de esta tierra, de los problemas que tiene Castilla y León y de los proyectos de futuro. Es verdad que toda España va a estar pendiente de Castilla y León y es motivo de legítimo orgullo, pero el objetivo claro y preciso es hacer un balance de lo que hemos hecho y presentar un proyecto de futuro, de ilusión, de progreso, de modernidad y de transformación. 

P.- Es la primera vez que se celebran de forma aislada las elecciones autonómicas en Castilla y León ¿Teme que baje la participación en las elecciones del 13-F a causa de esta nueva ola del COVID 19?

R.- Estamos saliendo ya de la sexta ola, la incidencia está bajando de forma exponencial y los niveles de ocupación, tanto en planta como en UCI, son bastante aceptables. Hay que tener prudencia y precaución. Hemos hecho un ejercicio de responsabilidad individual y colectiva en la vacunación. Hemos demostrado que no solo somos capaces de liderar, como Galicia y Asturias, la vacunación rápida, sino que también ocupamos los primeros puestos en porcentaje de vacunados, dentro del territorio de la UE. 

P.- ¿Descarta absolutamente una eventual suspensión de las elecciones?

R.- Se han llegado a celebrar otras en circunstancias peores, en Madrid o en Cataluña o, al final del Estado de Alarma se celebraron las elecciones en el País Vasco y en Galicia. Serán las quintas elecciones que se celebran en pandemia. Igual que hemos demostrado nuestro compromiso a la hora de vacunarnos, vamos a demostrar nuestro compromiso a la hora de ir a votar. No me preocupa la desmovilización por ese motivo.

P.- La práctica de llevar a los votantes en autobús a depositar su voto que ustedes llevan a cabo resulta chocante, vista desde otros puntos de la geografía española…

R.- Es una práctica habitual. Tenemos las mismas mesas electorales que las últimas elecciones generales, que organizó la Administración Central. Hay 7.000 localidades, de los 2.248 ayuntamientos, por lo que hay 5000 localidades más que, por ratios, tienen que desplazarse en autobús o en taxi para ir a votar. Estamos acostumbrados a ello.

P.- ¿Ha sido muy solicitada Isabel Díaz Ayuso para hacer campaña electoral?

R.- Afortunadamente, todos los presidentes autonómicos se han prestado. Algunos están más cerca que otros, como Alberto Núñez Feijoo. También hay vínculos muy estrechos entre Castilla y León y Madrid. La propia Isabel Díaz Ayuso, cuya familia tiene raíces en Ávila. La propia Isabel Díaz Ayuso estará en Castilla y León, el presidente andaluz, Juanma Moreno, o el de Murcia, Juan José Lopez-Miras. Por supuesto, Pablo Casado estará en todas las provincias y en los actos principales, en campaña y precampaña.

P.- Castilla y León ha sido la Comunidad con menos restricciones en esta sexta ola ¿Ha aprendido la fórmula de Isabel Díaz Ayuso?

R.- Ahora tenemos algo fundamental, que es la vacunación, que ha reducido al 90% los fallecimientos y en hospitalizaciones en planta, el año pasado teníamos  380 personas en las UCIS y ahora mismo no llegamos a 120. Por cierto, la mayoría de quienes están en las UCIS son personas no vacunadas. Esa vacunación permite afrontar el futuro de otra manera y hay que buscar el equilibrio entre la protección de la salud de las personas, la protección del sistema público sanitario y la actividad económica.

P.- ¿Por qué tacha de ‘marcas blancas del PSOE’ a las opciones de la España vaciada, cuando Por Ávila es una escisión del PP o la España vaciada, en Valladolid son, sobretodo gente de Cs?

R.- Bueno, quien les ha puesto la etiqueta han sido los líderes del PSOE. Quien está preocupado por estas fuerzas políticas es el PSOE y si analizamos organizaciones gemelas en otras zonas de España, estas opciones que se presentan bajo el paraguas de la España vaciada han sido la principal muleta de Pedro Sánchez en los presupuestos, en la investidura, etc. Dicho esto, es cierto que algunas de esas opciones parten de escisiones del PP. 

P.- ¿Está pensando si regalar un jamón o un buen chuletón por Navidad al ministro de Consumo, Alberto Garzón, por haberles regalado un tema de campaña como el de la carne?

R.- No sé si debo hacer un regalo…pero sí que lamento profundamente sus declaraciones. No sé si electoralmente tiene alguna repercusión, pero en el mes de julio ya hizo unas declaraciones claramente ofensivas contra el sector de la carne. El ataque reiterado del Gobierno de Sánchez al campo nos sorprende. Podría hablar del azúcar de remolacha, que se produce en España, más del 80% en Castilla y León, podría hablar de la problemática del lobo, rompiendo un equilibrio que en Castilla y León funcionaba perfectamente y ahora el desequilibrio perjudica a los ganaderos. Creo que hay una persecución, una manía con el campo. No entiendo esa posición. Las declaraciones de Garzón son inaceptables. Un ministro de España no puede hablar mal de España fuera de España, ni tampoco dentro de España. Está hablando de un sector honesto, responsable, que elaborar productos de primera calidad. Me parecen unas declaraciones inaceptables. Garzón debe dimitir ya o el presidente Sánchez tiene que destituirle.

P.- Fíjese que el Gobierno dice lo mismo del PP y de Pablo Casado o Isabel Díaz Ayuso, porque van a Bruselas a criticar la gestión de los fondos, tratando de poner en riesgo su llegada…

R.- No es lo mismo, porque el PP va a Bruselas a reclamar una gestión transparente y eficaz. Creo que cuando el señor Garzón habla del sector ganadero de Castilla y León o de España desconoce por completo la realidad. Ojalá se resolviera este problema con el regalo de un chuletón, más allá del sentido irónico que tiene ese regalo. Lo que sí interpreto es el profundo desconocimiento de Garzón de la ganadería extensiva y de la intensiva, que cumplen con los estándares medioambientales. 

P-. La financiación autonómica está pendiente de renovación desde 2009 ¿Qué reivindicaciones planteará usted en caso de ser presidente de Castilla y León?

R.- Creo que todas las CC.AA coincidimos en que el modelo de financiación es antiguo, está desfasado y es malo. Y lo que no puede hacer el Gobierno de España es abrir una negociación con la misma tarta, porque a alguien le va a tocar un trozo mayor y otro tendrá un trozo más pequeño de tarta y eso genera malestar entre las CC.AA y no vamos a entrar en esa confusión. Hemos firmado una declaración entre ocho CC.AA en la que hemos insistido en que la población es un criterio importante, pero hay que tener en cuenta todas las circunstancias de la población como la densidad, la dispersión geográfica, el envejecimiento, etc. No se pueden prestar los servicios de la misma manera en una superficie como la que tiene Castilla y León, que es más grande que Portugal, y con un grado de envejecimiento que nos obliga a tener una atención superior a la que se realiza en otras CC.AA con una población más joven. Además, hay que tener en cuenta la parte de la superficie. La mitad de la nuestra es superficie arbolada; tenemos entre el 20 y el 25% de los kilómetros de carreteras autonómicas de toda España. Esas infraestructuras hay que mantenerlas.

Alfonso Fernández Mañueco durante la entrevista. | Foto: Lucas Méndez (THE OBJECTIVE)

P.- El PP a nivel nacional ha ido perdiendo intención de voto en las encuestas de los últimos meses, incluso usted estaba mejor en las encuestas del verano ¿Le ha afectado la batalla entre Génova y el PP de Madrid?

R.- Encuestas hay buenas, malas… etc. pero todas coinciden en que el PP está por delante del PSOE y que Casado está por delante de Pedro Sánchez… 

P.- Bueno, en el CIS no salen los mismos números…

R.- Uff yo hace tiempo que dejé de hacer comentarios sobre el CIS… Pero puedo decir que yo estuve en diciembre con Pablo Casado y con Ayuso y pude comprobar que no había tensión ni crispación ¡Todo lo contrario! Vi la conversación de dos personas que no es que sean compañeros, es que son amigos desde hace muchos años. Ese es un tema que entiendo que está zanjado. 

P.- ¿Y las relaciones de los barones del PP con el secretario general, Teodoro García Egea, han mejorado en los últimos tiempos?

R.- Hubo un momento en el que fueron públicas las diferencias, pero la relación que tenemos en estos momentos con la dirección general y con el secretario es magnífica.

P.- Pues a usted le llegó a abrir un expediente…

R.- Ya ni me acuerdo de aquello, pero lo que sí puedo decir es que la relación que tenemos ahora es muy buena.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D