The Objective
Publicidad
España

La Justicia investiga un delito de desobediencia en el mayor arbitraje de la historia de España 

El árbitro Gonzalo Stampa ha dictado un laudo en el que ordena a Malasia a indemnizar con 13.306 millones de euros a los herederos del Sultán de Joló

La Justicia investiga un delito de desobediencia en el mayor arbitraje de la historia de España 

El Juzgado de Primera Instancia número 40 de Madrid investiga un posible delito de desobediencia grave y otro de intrusismo en la actuación del árbitro Gonzalo Stampa, que este lunes dictó un controvertido laudo en el que ordena a Malasia a indemnizar con 14.920 millones de dólares (13.306 millones de euros) a los herederos del Sultán de Joló. Stampa ha seguido adelante con el que iba a ser el mayor arbitraje en la historia de España a pesar de que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) anuló su designación como árbitro único y todas las actuaciones practicadas durante el procedimiento.

El juez Enrique de la Hoz ha practicado ya dos diligencias de averiguación sobre la actuación de Stampa, según han confirmado fuentes jurídicas a THE OBJECTIVE, tras admitir una denuncia presentada en diciembre por la Embajada de Malasia en España. El titular del Juzgado de Primera Instancia número 40 de Madrid abrió diligencias el pasado 8 de febrero después de que la Fiscalía Provincial de Madrid señalase indicios de delitos de desobediencia e intrusismo.

En un escrito, según avanzó el diario El Mundo, el Ministerio Público señala que Stampa «ha desatendido gravemente la orden» del TSJM, que en junio de 2021 anuló todas las actuaciones practicadas durante el arbitraje iniciado en España en 2018 –incluida la designación del árbitro único-, al considerar que el Ministerio de Exteriores no notificó correctamente el arbitraje a Malasia y, por lo tanto, el país asiático sufrió indefensión durante el procedimiento que se desarrollaba en la capital española.

Malasia tacha de «arbitraje fantasma» el laudo dictado por Stampa y considera que carece de validez

Los herederos del Sultán de Joló, de nacionalidad filipina, reclamaban 28.000 millones de euros a Malasia por el presunto incumplimiento de un contrato firmado en 1878 por la cesión a perpetuidad de los recursos naturales de la isla de Borneo y otros territorios adyacentes, que hoy pertenecen al país asiático y albergan ricos yacimientos de petróleo y gas. Alegan que ese territorio formaba parte del Imperio Español cuando se firmó el contrato y por eso denunciaron en los tribunales madrileños a Malasia por haber dejado de pagar en 2013 el presunto arrendamiento pactado.

Polémica por el arbitraje en Francia

La Fiscalía entiende que Stampa está inhabilitado para seguir con el arbitraje desde junio. Sin embargo, decidió continuar y el 29 de octubre cambió la sede del arbitraje de Madrid a París. Un tribunal francés había homologado el laudo parcial de jurisdicción en el que el propio Stampa se declaró competente para resolver la disputa entre los herederos del Sultán de Joló y Malasia.

Pocas semanas después la presidenta de la Corte de Apelaciones de París, Marie-Françoise d’Ardailhon Miramon, ordenó suspender cautelarmente la homologación del arbitraje en Francia. En una resolución fechada el 16 de diciembre de 2021, a la que ha tenido acceso THE OBJECTIVE, la corte gala determinó que la suspensión era necesaria para salvaguardar los derechos de Malasia. El tribunal recordaba que la Justicia española había anulado la designación de Stampa y el laudo parcial de jurisdicción dictado por él, precisamente, por indefensión.

A pesar de lo anterior, Stampa dictó este lunes un laudo en el que ordena a Malasia pagar 14.920 millones de dólares (13.306 millones de euros) a los herederos del Sultán de Joló. En el documento, al que ha tenido acceso este diario y que sitúa París como sede del arbitraje, declara que los demandantes tienen derecho a recuperar el valor de restitución de los derechos de explotación arrendados en virtud del Contrato de 1878 y de la Escritura de Confirmación de 1903, con un interés pre-laudo del 3,96% anual, a partir del 1 de enero de 2013 hasta 2044.

«Arbitraje fantasma», según Malasia

Malasia califica el procedimiento como un «arbitraje fantasma» y considera que el laudo dictado por Stampa este lunes no tiene validez ninguna para los tribunales españoles, franceses y malayos, según fuentes del Estado de Malasia consultadas por THE OBJECTIVE. «Es singularmente destacable que la jurisdicción francesa haya suspendido cautelarmente los efectos de esa homologación. No se conocen casos en que una parte haya intentado homologar un laudo después de haberse anulado el nombramiento de quien lo dictó», añaden las mismas fuentes, que aseguran que a Malasia no le ha sido notificado el laudo dictado este lunes.

Por el contrario, los herederos del Sultán de Joló, representados por el despacho español B. Cremades & Asociados y el bufete británico 4-5 Gray’s Inn Square Barristers, expresaron este lunes su satisfacción por el laudo y defendieron la legalidad del procedimiento. «El árbitro cumplió su mandato escrupulosa y legalmente, dictaminando sobre una controversia de naturaleza contractual entre las partes», afirmó el abogado Bernardo Cremades Jr., tras conocer el laudo dictado por Stampa.

También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D