El Supremo rectifica y obliga al cliente a pagar el impuesto de las hipotecas

Economía y capital

El Supremo rectifica y obliga al cliente a pagar el impuesto de las hipotecas
Foto: Rodrigo Jimenez

El Tribunal Supremo ha acordado este martes, tras dos días de intensas deliberaciones, que sea el cliente quien abone el impuesto de Actos Jurídicos Documentados (AJD) vinculado a la firma de una hipoteca, con lo que da un paso atrás en la reciente doctrina, dictada hace tres semanas, que imponía a los bancos el pago de este gravamen y origen de la reunión del pleno de lo contencioso administrativo. El Gobierno, por su parte, ha anunciado que fijará su posición sobre esta decisión el jueves.

Por 15 votos contra 13, se ha decidido rechazar los recursos planteados y recuperar la doctrina anterior a la sentencia del 18 de octubre, de modo que sea el hipotecado el que asuma la tasa, informa Efe.

En las sentencias, que se conocerán en los próximos días, el alto tribunal retrocede así al criterio vigente hasta el 16 de octubre, según el cual es el cliente quien se beneficia al inscribir la hipoteca en el Registro de la Propiedad y, por tanto, debe pagar el impuesto.

Ha sido una decisión adoptada tras dos intensos días de debate por 28 magistrados. A las 10:00 de la mañana de este martes se reanudaba la reunión para analizar la doctrina sobre el impuesto de las hipotecas, después de que el Supremo aplazara este lunes su decisión. 

Una reunión convocada por el presidente de la sala, Luis Díez-Picazo, al día siguiente de conocerse la polémica sentencia y tras conocerse que el Tribunal Supremo había decidido paralizar la misma, lo que causó tal confusión entre entidades y clientes, que el presidente, Carlos Lesmes, llegó a pedir perdón públicamente “por la deficiente gestión” del asunto y “a los ciudadanos que se hayan podido sentir perjudicados”.

Los políticos reaccionan a la decisión del Supremo 

La decisión del Tribunal Supremo ha tardado poco en generar reacciones de todo tipo en las redes sociales, donde el hashtag #GanaLaBanca se ha convertido en uno de los más usados en unos minutos. A estas reacciones se han sumado las de los políticos de diferentes partidos, que han mostrado en ruedas de prensa y a través de sus propias redes sociales su desacuerdo con ella.

«Gana la banca y pierden los ciudadanos. La independencia del Tribunal Supremo está en entredicho; la democracia debilitada. La vergüenza y la rabia deben convertirse en una gran movilización cívica para defender los derechos de la mayoría frente a los privilegios de una minoría», ha dicho el líder de Podemos, Pablo Iglesias, en Twitter. Además, ha llamado a los ciudadanos a sumarse a una concentración el sábado frente al Tribunal Supremo para «defender la justicia social, la independencia judicial y la dignidad».

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, también ha criticado esta decisión. «Una cúpula judicial fuerte con los débiles y débil con los poderosos representa una grave crisis de legitimidad democrática. O se acometen reformas serias, o pronto no quedará nadie que crea en la justicia española», ha dicho.

La diputada de ERC Carolina Telechea también ha denunciado que «no hay separación de poderes en este estado» y ha afirmado que «la banca está por encima de todos los poderes», algo que «no ocurre en ningún país democrático del mundo».

El coordinador federal de Izquierda Unida, Alberto Garzón, ha calificado la decisión de «indignante, lamentable, un despropósito impropio de una democracia»

El Gobierno, por su parte, ha anunciado que va a analizar el impacto de esta decisión prevé fijar el jueves su posición sobre ella. La ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en declaraciones a los periodistas en los pasillos del Senado ha manifestado que «hay que respetar» las resoluciones judiciales.

También se ha pronunciado sobre esta noticia el PP, que ha valorado que se haya acabado la «confusión» de la sentencia sobre el impuesto de las hipotecas. El portavoz de Economía del PP en el Senado, José Manuel Barreiro, ha señalado que esta decisión «de alguna forma resuelve la situación de confusión» que se había generado al haber dos pronunciamientos del Tribunal Supremo.

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha calificado la decisión de «incomprensible». «No se puede someter a esta incertidumbre a millones de familias y ofrecer este espectáculo», ha dicho a través de su cuenta de Twitter. «El poder legislativo tiene que buscar soluciones para garantizar los derechos de los ciudadanos y que no vuelva a ocurrir algo así en el futuro».