The objective

Further

Cultura viral

Cultura viral

5 accesorios para mantener a tu perro fresco en verano

Foto: Rutger Geleijnse | Unsplash

Este año el verano no está siendo especialmente caluroso. De hecho, la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) asegura que se trata del más fresco de los últimos 4 años. Sin embargo, no hay que bajar la guardia. Las temperaturas siguen siendo elevadas y es importante tomar medidas para aminorar el impacto que esto tiene sobre nuestra salud y, por supuesto, sobre la de nuestros animales. En el caso concreto de los perros, su limitada capacidad de sudar y de autorregular la temperatura corporal, hace que sean especialmente susceptibles de sufrir golpes de calor. Un trastorno que puede provocar la muerte del animal en menos de 10 minutos.

El golpe de calor consiste en la subida, repentina o progresiva, de la temperatura corporal, como consecuencia de no poder expulsar más calor del que se genera o absorbe. En condiciones normales, los perros tienen una temperatura que varía entre los 38 y los 39º C, pero con la exposición prolongada al sol, el exceso de ejercicio o una temperatura ambiental muy elevada, en pocos minutos puede superar los 41º C, afectando de forma grave e irreversible el sistema nervioso central y los órganos internos del animal. De ahí la importancia de reconocer rápidamente los síntomas: dificultad para respirar, jadeo excesivo, debilidad extrema, calambres o temblores musculares y vómitos, entre otros.

 

Más del 30% de los perros que sufren un golpe de calor, mueren. Para prevenirlo, además de evitar los paseos en las horas centrales del día, es importante garantizar que el perro tenga siempre a su disposición agua limpia y fresca para beber, un lugar ventilado a la sombra donde descansar y, por supuesto, que jamás se quede solo en el coche. En términos de prevención, toda ayuda es poca pero afortunadamente hoy en día contamos con una gran variedad de artículos especialmente diseñados para mantener fresco a tu perro en verano. Por ejemplo:

  1. Cojín enfriador

Los días de mucho calor, descansar es todo un reto. Los perros buscan desesperadamente un lugar fresco donde tumbarse y terminan, por lo general, en el baño o frente al refrigerador. Este cojín está especialmente diseñado para reducir la temperatura corporal del animal, dándole una sensación térmica más agradable. No tiene cables ni baterías y no es necesario refrigerarlo previamente, funciona por contacto. El animal se tumba y la colchoneta se enfría de forma inmediata. El efecto dura varias horas y para volver a usarlo solo hay que dejarlo reposar un rato y automáticamente recuperará sus propiedades.

 1

  1. Bebedero refrescante

Independientemente de la época del año, un perro debe tener siempre a su disposición un cuenco con agua limpia. Pero en verano es, si cabe, más importante todavía. Cuando sube la temperatura, mantener el agua fresca es complicado y si se calienta mucho, algunos perros pierden interés y no se hidratan como deberían, poniendo en riesgo su salud. Este cuenco, con una capacidad de 450 ml, te garantiza que tu perro tendrá agua fría hasta 5 horas. Se limpia fácilmente y para que funcione solo debes meterlo al congelador un par de horas.

  1. Chaleco refrigerante

En verano, lo ideal es evitar salir a la calle en las horas centrales del día, ya que son las de mayor radiación solar. Pero si no es posible, es importante estar bien preparados: un chaleco refrigerante puede ser un gran aliado para los días de calor extremo. Su fórmula innovadora refresca por evaporación activa y es apta para perros de todas las razas y tamaños. Está disponible desde la talla XXS hasta la XL. Es una buena opción también para los amantes del deporte y de las actividades al aire libre.

  1. Bandana refrescante

Para proteger al perro del calor durante los paseos de verano, muchas veces recurrimos a la típica toalla o camiseta húmeda. Funcionan, sí, pero no son realmente prácticas. La bandana refrescante es una buena solución. Con su tecnología de enfriamiento, consigue extraer el calor de la piel del animal de forma efectiva. Para utilizarla, simplemente hay que sumergirla en agua unos minutos, eliminar el exceso de líquido (sin estrujar) y colocarla directamente en el cuello del animal. Está disponible en varios tamaños.

5 accesorios para mantener a tu perro fresco en verano 1

  1. Hueso refrigerante

La hidratación es clave para mantener la buena salud en verano, por eso hay que aprovechar cada oportunidad para ofrecer agua a nuestro mejor amigo. Los juguetes pueden convertirse en grandes aliados. Este hueso refrigerante, por ejemplo, fabricado en caucho natural, tiene una esponja interior que absorbe el agua y la libera poco a poco a medida que el perro muerde. Los días de más calor, incluso se puede congelar para el agua esté más fresca y dure más tiempo. También flota, así que es perfecto para los días de playa o piscina, mide 11 cm y está disponible en rojo, azul y amarillo.

5 accesorios para mantener a tu perro fresco en verano

Noticias en tu inbox

¿Sin tiempo para las noticias? Nuestro equipo de redacción selecciona lo más relevante de la actualidad del día y confecciona para ti una Newsletter diaria que va directamente a tu bandeja de entrada. Suscríbete para recibir las noticias de última hora, los reportajes más fascinantes y las opiniones más razonadas.