El 21,6% de la población española vive en riesgo de pobreza con menos de 8.522 euros al año

Mundo ethos

El 21,6% de la población española vive en riesgo de pobreza con menos de 8.522 euros al año
Foto: SUSANA VERA| Reuters

El 21,6% de la población española vive en riesgo de pobreza, con unos ingresos de menos de 8.522 euros al año, frente a los 11.074 euros que perciben de media el resto de habitantes, una cifra que supone un 3,4% más que la registrada el año anterior, según la Encuesta de Condiciones de Vida publicada este jueves por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Respecto a los hogares, el ingreso medio anual fue de 27.558 euros en 2016, lo que supone un incremento del 3,1% respecto a 2015.

A pesar de este aumento, la encuesta muestra que el 37,3% de los hogares no puede afrontar gastos imprevistos, el 34,4% no puede ir de vacaciones al menos una semana al año, el 9,3% llega a fin de mes con “mucha dificultad” y el 7,4% no puede pagar a tiempo la hipoteca o el alquiler o las facturas de la electricidad, el gas o la comunidad.

Por grupos de edad, la tasa de riesgo de pobreza se ha reducido 1,4 puntos en el grupo de edad de 16 a 64 años, y ha bajado 0,8 puntos para los menores de 16 años, pero ha aumentado 1,8 puntos en el grupo de los mayores de 65 años.

Si se imputa a cada hogar un cálculo aproximado de un pago mensual de alquiler o hipoteca por cada miembro, la tasa de pobreza se reduce al 19,7%, ya que en España hay muchas viviendas en propiedad, al 8,9% para los mayores de 65  y al 28,3% para los menores de 16 años.

 

El “riesgo de pobreza”, según explica el informe, mide la desigualdad, no la pobreza absoluta, es decir, el número de personas que tienen menos ingresos que el conjunto de la población. Por esta razón, el riesgo de pobreza para los hogares de una persona se ha establecido en 8.522 euros anuales, y en 17.896 para los compuestos por dos adultos y dos menores de 14 años.

El INE ha dividido a la población española en cinco grupos en función de sus ingresos. De este reparto se desprende que el 41,6% de la población con educación superior está en el quinto grupo, el de mayores ingresos, mientras que el 42,2% de los parados está en el de menores ingresos.

Por nacionalidad, el 16,6% de los españoles está en el grupo de menores ingresos, mientras que un 36,1% de los extranjeros de la Unión Europea y un 48,6% de los ciudadanos de otras nacionalidades están en este mismo grupo.