El abogado de Jordi Sànchez anuncia que renunciará a su escaño de diputado

Mundo ethos

El abogado de Jordi Sànchez anuncia que renunciará a su escaño de diputado
Foto: Francisco Seco

El abogado de Jordi Sànchez, Jordi Pina, ha afirmado este martes que su cliente va a renunciar a su acta de diputado, lo que supone que Sánchez no podría ser investido como presidente de la Generalitat. El número dos de Junts per Catalunya no ha desmentido esta afirmación cuando ha hablando ante la Sala tras la intervención de su abogado durante la vista judicial para pedir su libertad.

El fiscal del Tribunal Supremo ha pedido que el número dos de Junts per Catalunya y candidato a la presidencia de la Generalitat,  Jordi Sánchez, permanezca en prisión provisional. La Fiscalía entiende que existe » un extraordinario riesgo de reiteración delictiva», según han informado fuentes jurídicas a EFE.

La Fiscalía ha fundamentado su negativa a poner en libertad a Sánchez ante «la gravedad del delito de rebelión y sedición» por el que sigue la causa y del que «se han acopiado nuevas e importantes evidencias sobre la concurrencia de violencia y de otros elementos del tipo penal».

Sánchez, al contrario que el exconseller Joaquim Forn, ha estado presente en la vista para defender su derecho a acudir al Parlament, de manera que se pueda celebrar el pleno para su investidura. Su defensa ha centrado sus argumentos en que ya no existe el riesgo de reiteración delictiva que señalan la Fiscalía y la acusación popular, ejercida por Vox, que también ha pedido que se mantenga la denegación del permiso de Sànchez para ir al pleno de investidura.

El portavoz de Junts per Catalunya Eduard Pujol Bonell, ha dicho que el partido quiere «apurar todos los mecanismos legales para hacer efectivo el derecho a la libertad de aquellos que injustamente hoy continúan en prisión. Estamos aquí porque seguimos pensando que Jordi Sánchez tiene todos los derechos políticos para ser investido presidente de la Generalitat».

La posición de la Fiscalía en el caso de Sánchez es diferente a la que ha adoptado con Joaquim Forn, para quien ha pedido la libertad bajo una fianza de 100.000 euros por no considera que exista riesgo de reiteración delictiva.