Illa asegura que no dejará Sanidad hasta que comience la campaña catalana

Política y conflictos

Illa asegura que no dejará Sanidad hasta que comience la campaña catalana
Foto: Mariscal| EFE

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, designado el pasado miércoles por el PSC como candidato a la presidencia de la Generalitat, asegura que dejará su cartera gubernamental cuando comience formalmente la campaña electoral de cara a las elecciones del 14 de febrero y no antes. «Voy a desempeñar el cargo como he hecho hasta ahora. Haré campaña cuando llegue el momento», ha afirmado una entrevista que publica este domingo el diario La Vanguardia. 

Lo más importante: Illa ha reconocido que abandona el ministerio cuando la pandemia todavía no ha acabado, pero ha recordado que «ya se ha iniciado la vacunación», y que ello supone que «estamos en el principio del fin». También ha hablado sobre el porqué de su candidatura, la lista de personas que no se quieren vacunar y la concesión de indultos a los presos del procés, entre otros temas. 

El todavía ministro de Sanidad afirma que el objetivo de los socialistas de no afrontar las elecciones «como unas más» y así «romper la dinámica de resignación» en Cataluña fue lo que le impulsó a ofrecer su candidatura.

Illa reconoce que ya habló de su candidatura el pasado noviembre, pero asegura que «la decisión no se tomó hasta el último momento». «El día antes de hacerlo público yo no lo comuniqué, pero entiendo que le correspondía a Iceta y dependía de él», ha puntualizado. La renuncia de Iceta a encabezar el cartel del PSC es, para Illa, «un acto de generosidad poco habitual en política».

También ha subrayado que, a pesar de que su gestión de la pandemia desde Sanidad ha sido duramente criticada por la Generalitat, él, como candidato, no va a entrar en la polémica y cuestionar el trabajo del Govern catalán ante la COVID-19.

El ministro pronostica que en verano un 70% de la población española estará inmunizada, objetivo que pone en duda la ralentización de la campaña en Madrid y Cataluña. Illa indica que incluir en una lista a las personas que no se quieran vacunar es necesario para que conste en el historial clínico. Sostiene, asimismo, que «la vacunación no puede ser un requisito sin más para acceder a un puesto de trabajo», aunque «sí puede plantearse en determinados ámbitos».

Respecto a la concesión de indultos a los políticos condenados por el procés, Illa afirma que «todo el mundo tiene derecho a que se planteen y el Gobierno tiene la obligación de tramitarlos». «Abrir una década fructífera para Cataluña y para España –prosigue– requiere aliviar tensiones, favorecer el diálogo y mirar hacia el futuro, siempre con respeto a la ley».

Reitera su rechazo a gobernar con ERC, aunque no descarta pactar con ellos. «No va a haber un gobierno del PSC con ERC ni apoyo a ningún gobierno liderado por nadie que defienda la independencia», ha subrayado.