Publicidad

Lifestyle

Imitaciones de risa en grandes tiendas de Internet

Alibaba y Aliexpress, sobre todo, están repletas de productos que se asemejan a los originales y enseguida se ve que no lo son

Imitaciones de risa en grandes tiendas de Internet
Josh Redd (Unsplash)

No son falsificaciones, tampoco réplicas. Son imitaciones. La palabra más correcta sería «inspiraciones» y no suena bien. Marcas caras y consolidadas de todo el planeta sirven de modelo a otros fabricantes, en su inmensa mayoría chinos, que apuestan por adoptar un logo y un nombre parecidos al original y crear artículos similares, solo en apariencia, a precios mucho más baratos.

Cuando esos grandes establecimientos online ofertan el producto de una buena marca acostumbran a colocar el logo y/o el nombre auténticos en una esquina, aunque no siempre. Pero cuando se trata de un producto ‘parecido’ no dicen nada o lo llaman «de marca». Las tiendas potentes de Internet aseguran que no venden productos falsos y es evidente que algunas sí lo hacen, pero es verdad que estas imitaciones son ‘otra cosa’.

Aliexpress y Alibaba, sobre todo, están repletas de productos que se asemejan a los originales y enseguida se ve que no lo son. Si ocurriera en un mercadillo, todavía, pero cuesta creer que alguien se compre una sudadera «Abidisi» con la idea de que es Adidas cuando puede fijarse al milímetro todo el tiempo que quiera.

Adidas no es «Adios»

En los productos «Abodisi», «Abididi», «Off-Sport» o «Dracarys» están las clásicas tres rayas que distinguen a la marca Adidas -a veces ponen más- y cambia un poco el logo. Los productos que se inspiran en Adidas son el clásico entre los clásicos y no podían ser menos en Internet.

Curioso que existan «Abodisi» y «Abidisi» y además compartan logo de imitación, y curioso también que en la descripción de las chanclas «Off-Sport», que tienen cuatro rayas, digan «zapatillas de tres rayas». La mejor ‘inspiración’ de Adidas, sin duda es la marca «Adios». Con un producto «Adios» llamas la atención mucho más que con uno Adidas seguro. Ya si pica es lo de menos.

Lacoste empieza por A

La marca francesa Lacoste vende relojes, perfumes, zapatos, complementos, maletas, artículos de lujo varios y, como no, ropa. Es una de las firmas más falsificadas del mundo, con sus polos a la cabeza, y también una de las más imitadas. Por ejemplo, este «traje de basquetbol de moda Harajuku» a la venta en Aliexpress no es Lacoste, es una imitación ‘para no darte la vuelta’.

Porque si te giras, se descubre que no es una prenda legítima. La marca no es Lacoste, sino «Acoste». La L se ve que se la ha comido el cocodrilo.

Puma y otros ‘animales’

Puma es otra gran empresa que se ve suplantada habitualmente en Internet con productos que imitan descaradamente a los de la marca alemana. No hablamos de esos «Pumba» que ponen al personaje de El Rey León, porque eso más que una imitación es una prenda-parodia; sino de imitaciones como «PUMH», cuyo puma del logo se ve raro; «PUMN» y su logo que recuerda más al de Slazenger, o «RODA», que está emborronado y cuesta leerlo.

Nike a cualquier precio

La firma estadounidense Nike también está a la cabeza en cuanto a copias. A veces sus productos originales lucen «Nike» o bien únicamente el clásico logo, y este tiene multitud de sucedáneos; partido, roto, más fino, difuminado… En las imitaciones optan más por incluir solo el logo, pero tampoco falta la firma «NJKE».

En las tiendas chinas de Internet hay de todo y tampoco podían faltar las clásicas ‘Jordan’ aunque han mutado «Joboan» o «Tefa».

‘The More Fake’

The North Face es una compañía estadounidense especializada en ropa de abrigo cuyas prendas no son baratas. Sí lo son si se trata de imitaciones como las que pueblan Alibaba y AliExpress. Hay tantas ‘marcas’ similares, que solo falta ‘The More Fake’ para completar el cuadro.

Ya hemos comentado que cuando una de estas grandes tiendas de Internet vende algún producto legítimo de buena marca, suele incluirla en una esquina, y con The North Face lo hacen. Pero luego podemos toparnos con otras cosas con logos parecidos, como «The Darth Face», cuyos chándals lucen igualmente las tres rayas de Adidas; o «Hua Na Luyisi», que en chino es algo así como «la flor de Luis». Está también «The Lwkafc Fact». Esta ropa cuesta aproximadamente un 10% de lo que pagaríamos por un producto auténtico The North Face.

Calvin Klein o un amigo

Unos calzoncillos Calvin Klein pueden costar fácilmente 70 euros, pero por unos «Calivn Klain» a la venta en Aliexpress no pagarán ni cuatro euros.

Como los calzoncillos originales son tan caros, muchos de los que se los compran se esfuerzan en asomarlos, para que se vea bien la marca, pero se quedan con la duda de si alguien los ha visto. Sin embargo, con unos «Calivn Klain» si alguien se fija te lo dirá seguro y sonriendo. Igual compensan más.

«Morlbaro» y «Camei»

No son dos fox terrier, sino ‘nuevas marcas’ que habitan en AliExpress. Lo del tabaco que no es tabaco se les ha ido mucho de las manos a los fabricantes orientales y en esta tienda se vende «sustitución del tabaco sin nicotina» a base de té. Otros fabricantes lo llaman directamente «tabaco de sabores».

El caso es que hallamos marcas como «Morlboro» o «Marlbaro, pero también la ‘auténtica’ Marlboro en un artículo elaborado con té. Ojo también a otro producto similar porque han puesto en una esquina «CAMEL» y en la caja se le «CAMEI».

Colonias que huelen muy mal

Los grandes perfumes y colonias tiene un lugar destacado en las tiendas chinas online, aunque abundan más y alegremente los que se les parecen. Eso sí, regalar estas Navidades a un ser querido una colonia «BOS» en lugar de la Hugo BOSS original puede retratarte. 

Hay docenas de marcas, pero es especialmente impagable el «AQCUAD ID GIQ» en lugar de «Acqua di Gio».

El cristo de Dior

El francés Christian Dior fundó la marca que lleva su nombre. Sus productos suelen lucir solo ‘Dior’, aunque en otros figura el nombre completo. Se trata siempre de artículos de lujo. Por ejemplo, no es extraño encontrar sombreros legítimos ‘Dior’ donde pone ‘Christian Dior’ que rondan o superan los mil euros. Pero tampoco lo es ver en los grandes portales asiáticos ‘los mismos’ sombreros por menos de 17 euros.

Eso sí, aquí sí que conviene fijarse, porque igual en vez de Christian Dior te encuentras con «Ahrisitan Aoir». Como estas zapatillas que llegan en una caja de la marca francesa pero luego lucen el logo de New Balance, pero en lugar de NB es «ND». Esto ya es para nota porque son dos ‘inspiraciones’ en una.

«New Banglun» tampoco es New Balance, «CUGCI» no es GUCCI, «EA7» no es CR7, «Rahpl Louen» no es Ralph Lauren y «Armonio» no es Armani. Existen cientos de imitaciones más de casi cualquier producto en esas tiendas donde disponen de todo lo imaginable, pero en algún momento había que ponerle fin a este artículo.

También te puede interesar

Publicidad

MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D