The Objective
Publicidad
Lifestyle

Colágeno en suplementos: ¿funciona para cuidar piel y articulaciones?

Para deportistas, para personas mayores, para menopaúsicas, para personas con artritis… El colágeno está muy presente, pero ¿son útiles sus suplementos?

Colágeno en suplementos: ¿funciona para cuidar piel y articulaciones?

Un hombre realizada una dominada. | ©Unsplash

Seguramente hayas pensado que el colágeno, presente en decenas de anuncios que tienen que ver con cremas y cosmética, solo tenga que enfrentarse a las arrugas. Utilizado desde hace décadas como elemento fundamental en numerosas cremas antienvejecimiento, la realidad es que su administración por vía tópica lo hace difícilmente asimilable. A su existencia hay que sumar el éxito de un suplemento de moda: el colágeno hidrolizado.

Proteína esencial del cuerpo humano, tanto sintetizada como administrada, el colágeno es parte integrante de diferentes tejidos. Especialmente abundante en piel, músculos, huesos y articulaciones, el colágeno es clave para, más allá de mantener pieles tersas, ciertas virtudes motoras.

Hablamos de flexibilidad, elasticidad y resistencia a la presión, o lo que es lo mismo, las funciones que van a lastrar parte de nuestro envejecimiento. La importancia articular del colágeno se focaliza en ligamentos, tendones y cartílagos, donde esta merma puede suponer un mayor riesgo de esguinces, lesiones y roturas.

La edad y la pérdida de colágeno: consecuencias

colageno suplementos piel articulaciones funciona hidrolizado
La falta de colágeno queda patente a nivel físico en el aumento de las arrugas, pero no es su única manifestación. ©Unsplash.

Además, como es habitual a partir de una cierta edad, nuestro cuerpo empieza a flaquear en la síntesis endógena del colágeno. Esto simplemente quiere decir que nuestro organismo lo crea con más dificultad a partir de los 30 años, ratio que a partir de la cincuentena aumenta. La degradación de esta síntesis se acelera en la madurez, sobre todo en las mujeres menopáusicas.

Por desgracia, esta producción no solo se ve lastrada por la edad o por cambios hormonales. Una mala dieta, hábitos de vida sedentarios, cantidades elevadas de estrés, personas con sobrepeso o falta de sueño están entre las losas habituales.

El aumento de los dolores articulares, la merma en la densidad ósea, incluso la aparición de varices o una acusada pérdida de cabello o piezas dentales pueden estar ocasionadas por esta falta de colágeno. A ello hay que sumar las arrugas dérmicas, quizá el síntoma más frecuente de este déficit.

Suplementos: ¿útiles o no?

El ejercicio físico continuado también implica un gran desgaste articular y la merma natural del colágeno. ©Unsplash.
El ejercicio físico continuado también implica un gran desgaste articular y la merma natural del colágeno. ©Unsplash.

La presencia de suplementos de colágeno, tanto líquidos como en polvo, se ha convertido en una forma de intentar paliar estas reducciones. Nos referimos, principalmente, al colágeno hidrolizado. Sin embargo, hay literatura médica que no refrenda sus beneficios. Hablamos, como explica la Sociedad Española de Medicina Interna, en el caso de la artritis reumatoide, donde estos suplementos no actuarían como cura.

Hay revisiones de la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA por sus siglas en inglés) que niegan los beneficios del colágeno hidrolizado y de un determinado producto para combatir las arrugas. Aunque otros estudios sí lo avalan (en el que forma parte una empresa dedicada a la comercialización de este suplemento), aunque sus conclusiones están puestas en entredicho por otros investigadores.

Entendamos qué es el colágeno hidrolizado y lo que pretende vender. Debido a la dificultad de la digestión del colágeno, estos suplementos aseguran convertir el colágeno en moléculas de aminoácidos. Principalmente en prolina, lisina y glicina, que son más asimilables. De esta forma, nuestro suplemento realmente está repleto de aminoácidos, no del colágeno en su forma proteinica. Esta es la razón por la que pretender que la digestión de estos suplementos luego se conviertan en colágeno de nuevo es una quimera.

Es cierto que el colágeno hidrolizado se absorbe en mayor medida que el colágeno de la dieta. Sin embargo, la realidad es que no estamos consumiendo colágeno, sino las cadenas de péptidos y aminoácidos que lo forman.

Qué dice nuestra dieta

colageno suplementos piel articulaciones funciona hidrolizado
A pesar de la creencia establecida, el cuerpo humano no convierte en biodiponible el colágeno presente en los alimentos. ©Unsplash.

También es habitual que encontremos alternativas dietéticas que justifiquen este aumento de colágeno. No tenemos más que pensar en numerosos ingredientes muy gelatinosos, generalmente de origen animal, que serán los que estén cargados de esta proteína.

Por desgracia, con la razón en la mano, la ciencia también desmonta el mito. Una dieta rica en colágeno no tendrá un gran efecto sobre nuestra salud. Olvidémonos así de combatir a la artritis, de intentar reducir los riesgos de osteoporosis o de mejorar la calidad de nuestras articulaciones a través de lo que comemos.

La realidad es que el colágeno es un elemento poco biodisponible. Lo explican desde Farmaciencia, que explica que «la absorción es casi completa, pero su biodisponibilidad es nula». Traducido a román paladino significa que el colágeno de la dieta o de los suplementos, no llega inalterado a nuestra circulación. Lo que sucede es que llega disuelto en los aminoácidos que lo componen.

Esta tarea que lleva a cabo el sistema digestivo hace que, como en tantos otros casos, el colágeno se disgregue en unidades más asimilables. Principalmente aminoácidos, por este motivo, una dieta rica en esta proteína no asegura que nuestro cuerpo se beneficie de éste. Por tanto no supone que luzcamos mejor piel, articulaciones más sanas o músculos más elásticos. Todo el colágeno que nuestro cuerpo utiliza es endógeno, es decir, sintetizado de manera interna y no proveniente directamente de lo que comamos.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D