Donald Trump y Kim Jong-un firman una declaración conjunta después de su histórica cumbre

Cultura

Donald Trump y Kim Jong-un firman una declaración conjunta después de su histórica cumbre
Foto: ANTHONY WALLACE| Reuters

El líder norcoreano, Kim Jong-un, y el presidente estadounidense, Donald Trump, han firmado este martes una declaración conjunta tras su histórica cumbre de más de cuatro horas celebrada en hotel Capella de Singapur, en la que han logrado «muchos avances». La esperada cita comenzó con un histórico apretón de manos y una foto para la posteridad entre ambos mandatarios a la entrada del hotel en la isla de Sentosa.

Tras la firma del documento, Trump ha asegurado que el proceso de desnuclearización de Corea del Norte comenzará «muy rápido», mientras que su homólogo norcoreano ha asegurado que dicha declaración servirá para «dejar atrás el pasado» y para «lograr un gran cambio», informa Efe.

Pocas horas después de la firma, Trump, en rueda de prensa, ha asegurado que pondrá fin a las maniobras militares conjuntas con Corea del Sur, pero que mantendrá las sanciones a Corea del Norte por el momento.

Trump ha asegurado que el dirigente norcoreano se ha comprometido, en la firma de un documento conjunto, a destruir una instalación de pruebas de misiles. Las negociaciones con Kim Jong-un fueron «francas, directas y productivas» y se habló de los derechos humanos, ha añadido.

«Todos pueden hacer la guerra pero solo los más valientes pueden hacer la paz», ha sentenciado Trump.

«Estamos desarrollando un vínculo muy especial», ha dicho Trump al firmar el documento junto a Kim, y ha asegurado que «es un honor estar» con el líder norcoreano y que planea invitarlo a la Casa Blanca y reunirse con él «muchas veces» durante el proceso de negociación sobre la desnuclearización de Corea del Norte.

«No ha sido fácil llegar hasta aquí. Las viejas malas prácticas y los prejuicios han tapado nuestros ojos y oídos y han obstaculizado nuestro camino, pero hemos logrado superar todo eso», ha asegurado Kim en coreano.

Donald Trump y Kim Jong-un firman una declaración conjunta después de su histórica cumbre 1

Donald Trump y Kim Jong-un firman la declaración conjunta tras la cumbre | Foto: Jonathan Ernst/Reuters



Después del primer encuentro entre ambos que, según Trump, fue «muy, muy bien», participaron en una segunda reunión ya acompañados de sus delegaciones. En esta reunión de aproximadamente hora y media participaron también el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, que se ha reunido dos veces con Kim en Pyongyang; el jefe de gabinete de la Casa Blanca, John Kelly, y el asesor de seguridad nacional de Trump, John Bolton.

A la derecha de Kim Jong-un se sentó Kim Yong-chol, considerado uno de sus más estrechos colaboradores y una de las figuras de más peso del régimen en cuanto a relaciones exteriores y espionaje. En los flancos de la mesa se situaron Ri Yong-ho, actual canciller norcoreano, y Ri Su-yong, excanciller y otra figura considerada muy cercana al líder norcoreano.

«Creo que esto es el preludio para una maravillosa paz», afirmó Kim durante la reunión, quien añadió que la cumbre ha tenido lugar «pese a un pasado superado con valentía y que nos impidió avanzar, además de las miradas y de las dudas del exterior».

Tras la segunda reunión, ambos líderes y las delegaciones celebraron un almuerzo de trabajo, al que también se sumaron otras figuras no presentes en el encuentro previo, entre las que destaca la hermana de Kim Jong-un y una de sus más estrechas colaboradoras, Kim Yo-jong.

«La reunión ha sido realmente fantástica. Ha habido muchos avances. Ha sido lo máximo», ha remarcado Trump.