The Objective
Publicidad
Economía

BBVA salva el liderazgo en México al retirarse su mayor rival de la puja por el negocio de Citi

La entidad veía amenazada su liderazgo de la banca en el país por el proceso de venta de Banamex, en la que La Caixa podría participar a través de Inbursa

BBVA salva el liderazgo en México al retirarse su mayor rival de la puja por el negocio de Citi

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, junto al presidente de BBVA, Carlos Torres | BBVA

BBVA ha salvado definitivamente el liderazgo bancario en México al retirarse su mayor rival, Banorte, de la puja por el negocio de Citi en el país. El grupo de origen vasco había visto amenazada su posición como consecuencia del proceso de venta de Banamex, cuarta entidad azteca propiedad del conglomerado norteamericano.

El banco que preside Carlos Torres, tal y como ha publicado THE OBJECTIVE, había acelerado su actividad ante tal amenaza para conservar el primer peldaño del ranking, al que hubieran podido acceder en algunos segmentos tanto Banorte como el Santander. Pero tanto uno como el otro se han dado de baja de la subasta. El primero lo ha hecho este fin de semana, al comunicar desiste de su interés de adquirir Banamex, siguiendo así los paso de la entidad cántabra a principios de verano.

Cualquiera de los otros candidatos no alcanzará a BBVA. Tan solo podrán alzarse con el segundo puesto, entre ellos Inbursa, del magnate Carlos Slim y participado por La Caixa a través de Criteria. Tras la retirada de Banorte del proceso, Inbursa se ha convertido en el favorito para hacerse con Banamex, una operación que se mira con especial atención desde Barcelona, ya que el grupo catalán estaría dispuesto a aportar fondos -en función de las condiciones- para ampliar su influencia en México.

Sede de BBVA. Europa Press

Inbursa, socio de La Caixa, pisaría los talones a BBVA

De hacerse Inbursa con Banamex, la institución que preside Isidro Fainé sería accionista de una entidad con una cuota de mercado superior al 18%, un porcentaje solo superado por BBVA, que controla entre un 23 y un 24% de la actividad financiera azteca tras el empuje de 2022. Por detrás quedarán Banorte y el Santander, con entorno al 12-13%.

El banco controlado por Slim y participado por La Caixa ya ha dado pasos firmes para poder ganar la subasta puesta en marcha por Citi. Suspendió el reparto de dividendos correspondiente a los beneficios de 2021 para reforzar su solvencia y acumular recursos con los que poder afrontar una eventual adquisición. Unos fondos que, según estimaciones de los analistas, no serían suficientes y que Inbursa tendría que ampliar. Se prevé que la compra de Banamex alcance como mínimo 5.000 millones, en el mejor de los casos.

Para que Inbursa se haga con la presa y La Caixa culmine con éxito la jugada que tiene entre manos para presionar a BBVA en México, su oferta debería ser de mayor cuantía, entre otros factores, a la propuesta firme que puedan presentar los otros dos combatientes que mantienen en liza. Se trata del Banca Mifel, capitaneada por el presidente Daniel Becker, que a su vez es máximo responsable de la Asociación de Bancos de México, y el inversor minero local Germán Larrea.

México es esencial para BBVA. El país aporta casi la mitad de sus beneficios y ha sido clave para que en momentos de extremas dificultades -como la pasada crisis financiera- el grupo español se mantuviera a flote. En concreto, según las últimas cuentas, el mercado azteca contribuye con un 43% de las ganancias de las áreas de negocio de la entidad que lidera Torres.

Además, BBVA en México es el banco más rentable del sistema. El segmento de mayor crecimiento de su filial han sido los préstamos al consumo y la estrategia pasa por crecer orgánicamente. Hace unos meses, BBVA puso el foco de su expansión en la actividad de las pymes, nicho en que pretende sumar un millón de clientes hasta 2024 gracias al proyecto ‘banco de barrio’, por el cual busca bancarizar y dar financiación a este tipos de compañías.

La retirada de Banorte de la puja por Banamex se produce en plena apuesta del Santander por el país americano. La semana pasada el grupo que capitanea Ana Botín anunció el lanzamiento de una oferta de adquisición de acciones sobre el 3,7% del capital de su franquicia azteca que no controla. Ya en diciembre, el conglomerado cántabro elevó su participación del 91% a algo más del 96% actual con el fin de retener todos los dividendos y optimizar así los costes de recursos propios.

Este último refuerzo del Santander en México se efectuará una vez se haya completado el relevo de Jose Antonio Álvarez como consejero delegado del grupo por Héctor Grisi, actual primer ejecutivo de la división azteca. Un cambio que se materializará a principios del próximo ejercicio.

También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D