The Objective
Publicidad
España

Vox cierra la puerta a una posible vuelta de Olona: «Este es el fin del camino»

El portavoz de la formación en el Congreso, Iván Espinosa de los Monteros, ha zanjado los rumores señalando el daño que se está haciendo a la formación

Vox cierra la puerta a una posible vuelta de Olona: «Este es el fin del camino»

La exdiputada de Vox Macarena Olona con Iván Espinosa de los Monteros. | EFE

«Este es el fin del camino». Con esta contundencia ha cerrado Vox la puerta al retorno de Macarena Olona, su ex líder en Andalucía. El encargado de dar el portazo ha sido el portavoz parlamentario, Iván Espinosa de los Monteros, en una rueda de prensa ordinaria que ha servido para poner fin a uno de los culebrones políticos del verano: «Este es el fin del camino, le deseamos lo mejor en lo político y nos tendrá siempre a su disposición en lo personal».

La intención de Olona, y así lo expresó públicamente, era volver al partido presidido por Santiago Abascal, a quien solicitó una reunión para «volver a caminar juntos». Pero esta finalmente no se producirá. Vox ha decidido cortar por lo sano una situación que les estaba generando daños colaterales, con primeros síntomas de división interna y una caída en las encuestas tras tres años de inercia ascendente (desde las últimas elecciones generales, celebradas el 1o de noviembre de 2019).

En el partido no ha gustado la reciente actitud de la abogada del Estado en excedencia, poniendo contra la espada y la pared al líder -no dejando transcurrir el tiempo prudencial que éste mismo le solicitó para su reincorporación- y adoptando una postura crítica con ciertos miembros de la dirección nacional. En una entrevista publicada este jueves en ABC, Olona denunciaba la falta de «democracia interna» y acusaba a «algunos» de equivocarse «mucho» al romper la unidad que caracterizaba al partido, en obvia referencia a Javier Ortega Smith. Un dardo que se sumaba a los muchos otros que ha lanzado en esta última semana…

… Y que habían sido contestados por el propio Abascal, que con tono irónico celebró la «rápida recuperación» de la que fuera su preboste en el Congreso, y señalando también que Olona se dio de baja del partido en agosto, en contra de lo que ella pregonó en su cuenta de Twitter. Una confirmación -la sorna del presidente- de que la marcha de uno de los principales activos políticos de Vox tuvo en último instancia motivaciones políticas, tal y como ha venido informando THE OBJECTIVE estos últimos meses.

La ex portavoz de Vox en el Parlamento de Andalucía adujo razones de salud para dejar la política, tras haber cosechado unos pobres resultados electorales que se condenaron a la irrelevancia en la región. Ante esta tesitura, Olona tanteó la posibilidad de retornar a Madrid, aunque fuera recogiendo el acta de senador que dejó vacante su amigo Coco Robatto, discriminado por la Ley de Igualdad que aplica en la Cámara Alta. La negativa de los dirigentes de la calle de Bambú motivó su marcha apresurada.

Pero apenas un mes después volvió, y haciendo mucho ruido. Concretamente, el pasado 29 de agosto, cuando confesó sus ganas de volver a «sudar la camiseta pública» en el Camino de Santiago. Desde entonces todas sus apariciones públicas han ido dirigidas a aumentar su popularidad y allanar el terreno a un futurible regreso a su ex formación, aunque las cosas se torcieron recientemente.

El futuro de Olona

Cuando Olona expresó por primera vez su voluntad de volver a la política, Abascal le tendió la mano y sostuvo que «las puertas están abiertas» pero recalcó que tenía «un compromiso en Andalucía, un compromiso muy serio con los electores de permanencia, de entrega… Yo creo que es muy importante que pase un tiempo». Un tiempo prudencial que duró un día. Lo que tardó la interfecta en solicitarle públicamente una reunión recalcando, además, que ella nunca se dio de baja del partido.

Una afirmación que a posteriori fue refutada por Abascal. Ostensiblemente molesto por que no respetara los plazos, dijo estar «a la expectativa y a la espera» de conocer cuáles son los planes que maneja su ex compañera de partido: «Si ha decidido volver a la política y afiliarse de nuevo a Vox o si, por el contrario, va a mantener lo que nos transmitió hace un mes».

Pero la entrevista concedida este jueves a ABC ha sido la gota que ha colmado el vaso de la paciencia de Santiago Abascal. Las puertas de Vox se han cerrado definitivamente para Macarena Olona, que deberá decidir si su camino pasa por la política –en otra formación nueva o ya existente– o por el despacho como abogada del Estado. En su próxima aparición pública, cuando comparezca este viernes en la Universidad de Murcia, quizá aclare su futuro.

Únete a la discusión
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D