The Objective | Noticias exclusivas y opiniones libres en abierto
Publicidad
General

La nueva alcaldesa de Turín quiere crear la primera ciudad vegetariana

La flamante nueva alcaldesa ha presentado un manifiesto de 62 páginas en el que establece las directrices que tomará su gobierno en los próximos cinco años para la protección del espacio público y de la ciudad. La reducción del consumo de carne se encuentra entre sus «prioridades», porque «es fundamental para la protección del medio ambiente, la salud y el bienestar de los animales». La medida se pretende implantar en la capital de Piamonte, una región al noreste de Italia que es conocida por su tradicional gastronomía basada en carnes rojas. La propuesta ha sido criticada al considerarla un intento de crear un Estado niñera. «Si desobedecéis a la alcaldesa de Turín os vais a la cama sin cenar», comentaba un tuitero en tono de burla. Aún no se han dado a conocer los detalles exactos de la estrategia para priorizar las dietas vegetarianas, pero se prevé establecer proyectos educativos en las escuelas para enseñar a los estudiantes sobre la protección de animales y la nutrición. Ante las críticas la nueva consejera de Medio Ambiente de Turín, Stefania Giannuzzi, que ha sido vegetariana durante 20 años, aseguró que el vegetarianismo no se debe entender como una afrenta a los productores de carne. «No queremos cerrar las pequeñas tiendas o arruinar a las personas que durante años han trabajado para desarrollar la comida y el vino de Piamonte», aclaró el nuevo gobierno de Turín.

La nueva alcaldesa de Turín quiere crear la primera ciudad vegetariana

Chiara Appendino fue una de las grandes sorpresas de las últimas elecciones municipales italianas al proclamarse la nueva alcaldesa de Turín. La joven candidata del Movimiento 5 Estrellas acabó con 23 años de gobierno del Partido Democrático. El cambio fue celebrado con entusiasmo, pero las críticas no han tardado en llegar tras anunciar sus primeras medidas, entre las que destaca su intención de «reducir el consumo de carne» y fomentar las dietas vegetarianas y veganas. La propuesta ha sido recibida entre la mofa y la indignación.

La flamante nueva alcaldesa ha presentado un manifiesto de 62 páginas en el que establece las directrices que tomará su gobierno en los próximos cinco años para la protección del espacio público y de la ciudad. La reducción del consumo de carne se encuentra entre sus «prioridades», porque «es fundamental para la protección del medio ambiente, la salud y el bienestar de los animales». La medida se pretende implantar en la capital de Piamonte, una región al noreste de Italia que es conocida por su tradicional gastronomía basada en carnes rojas. La propuesta ha sido criticada al considerarla un intento de crear un Estado niñera. «Si desobedecéis a la alcaldesa de Turín os vais a la cama sin cenar», comentaba un tuitero en tono de burla. Aún no se han dado a conocer los detalles exactos de la estrategia para priorizar las dietas vegetarianas, pero se prevé establecer proyectos educativos en las escuelas para enseñar a los estudiantes sobre la protección de animales y la nutrición.

Ante las críticas la nueva consejera de Medio Ambiente de Turín, Stefania Giannuzzi, que ha sido vegetariana durante 20 años, aseguró que el vegetarianismo no se debe entender como una afrenta a los productores de carne. «No queremos cerrar las pequeñas tiendas o arruinar a las personas que durante años han trabajado para desarrollar la comida y el vino de Piamonte», aclaró el nuevo gobierno de Turín.

Envía el primer comentario
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D