Publicidad

Gente

Irene Montero se pasa a TikTok: ¿hacen bien los políticos en usar esta red social?

Tras el estreno de la ministra de Igualdad en la red social, analizamos si tienen cabida los políticos en esta nueva plataforma

Irene Montero se pasa a TikTok: ¿hacen bien los políticos en usar esta red social?
Gtres

Irene Montero se ha hecho cuenta en TikTok, siguiendo así la estela de otras compañeras de partido, como Ione Belarra (34), secretaria general de Podemos y actual ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030 del Gobierno de España.

Ha sido esta semana cuando la ministra de Igualdad, de 33 años, ha decidido estrenarse en esta red social, basada en vídeos cortos que se repiten en bucle y destinada, principalmente, a los más jóvenes. De hecho, el 41% de los usuarios de TikTok tiene entre 16 y 24 años (Globalwebindex, 2019). En España, la edad de la mayoría de los usuarios oscila entre los 16 y los 25 años, asegura la compañía.

Irene Montero parece querer, así, acercar su mensaje a los millennials y a los centennials, algo no del todo desacertado, pues Unidas Podemos es el partido con el porcentaje más alto de votantes de entre 18 y 35 años –aunque bien es cierto que su perfil medio de votante es un hombre (en un 57% de los casos), con una edad de entre 35 y 54 años (una edad media de 43 años)–.

TikTok. Unplash

El estreno de Irene Montero en TikTok: «Hola a todos, todas y todes»

En su estreno en TikTok, Irene Montero ha usado el lenguaje inclusivo, que ya es marca de la casa: «Hola a todos, todas y todes. Soy Irene Montero y he decidido abrirme esta cuenta de TikTok para estar más cerca, para que conozcáis más de cerca el trabajo del ministerio de Igualdad y de todo el equipo. Espero que se me dé bien».

En la despedida de su primer vídeo, sin embargo, se ha olvidado de los usuarios de género fluido o indeterminado (los «todes»): «Un beso para todos y todas. Mucho feminismo».

¿Y cómo le va en esta red social? No puede quejarse. En sólo cinco días, su perfil ya acumula casi 5.000 seguidores y más de 41.000 ‘me gustas’, repartidos en cinco vídeos diferentes pero muy parecidos. En cuanto a los comentarios que ha recibido tras sus publicaciones, hay de todo, como siempre. Los hay agradables («Eres lo mejor que hay en política») y otros que no lo son tanto («Abrirse una cuenta de TikTok con las colas del hambre que hay…»).

Los políticos aterrizan en TikTok

TikTok se lanzó en septiembre de 2016 y desde entones su éxito ha sido imparable. La red social, propiedad de ByteDance, tiene un billón de usuarios en todo el mundo y está valorada en 75 billones de dólares. Sus vídeos cortos han sabido conquistar a los que han nacido con un iPhone en la mano y que están acostumbrados a recibir estímulos constantes a través de la pantalla. Esto es, la generación Z, la que le gusta el ocio en pequeñas dosis, por eso son muy fans de la poesía y de las series.

Los más jóvenes no leen tantos medios de comunicación como las generaciones más mayores, ni suelen invertir su tiempo en Twitter o Facebook, pero sí están en TikTok, donde pasan, de media, 43 minutos diarios en la aplicación y se conectan en torno a siete veces al día.

El éxito sin parangón de esta red social ha impulsado a muchos políticos a abrirse una cuenta, como el presidente israelí, el de El Salvador y el de Nepal. En nuestro país, sin embargo, son contados los políticos que están en TikTok, pero sí están los principales partidos. Y, sorpresa, Podemos, el grupo con más votantes jóvenes (18-35 años), es el que más seguidores acumula, con 243.700 usuarios.

Le sigue Vox, con 50.500 followers. Muy lejos se quedan el Partido Popular (5.782 seguidores) y Ciudadanos (1.113). El PSOE, de momento, parece que no ha aterrizado en TikTok.

Santiago Abascal, líder de Vox, en una imagen de archivo. Gtres

¿Es acertada la estrategia?

Teniendo en cuenta el grupo de población que utiliza TikTok y el éxito de las cuentas de Podemos y Vox en la citada plataforma, no parece desacertado que los políticos aterricen en esta red social, en la que, sin duda, los líderes basan su estrategia en la política de las emociones.

Los jóvenes no suelen leer la prensa, pero los vídeos cortos, atractivos y estimulantes los devoran en bucle. Un modo de expresión que ellos han hecho suyo, y en el que los políticos, si son inteligentes, pueden ser muy influyentes.

Otra de las buenas bazas de TikTok es que un usuario puede ver un vídeo político de un partido sin ni siquiera seguir a dicho partido, lo que incrementa exponencialmente la audiencia del mensaje. Es el Para ti, que es primero que se ve al abrir la app. En este muro, muy parecido al ‘buscador’ de Instagram, aparecen vídeos de perfiles que el usuario no sigue pero que el algoritmo de TikTok cree que serán de su agrado, en función de sus intereses, seguidores e interacciones pasadas.

Explicación gráfica de TikTok de una usuaria de la red social (C.D.R.) para este medio
Explicación gráfica de TikTok de una usuaria de la red social (C.D.R.) para este medio

La presencia de contenidos políticos en esta red es aún residual, pero, aún así, los gabinetes de comunicación de los partidos deberían estar alerta, ya que, si se utiliza bien, puede impactar en cierto grupo de población de manera muy eficaz.

Envía el primer comentario

También te puede interesar

Publicidad

MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D