The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Reino Unido

La UE pone a Reino Unido contra las cuerdas a ocho días del Brexit

The Objective
Foto: Geert Vanden Wijngaert | AP

La Unión Europea (UE) ha aumentado este jueves la presión sobre una hostil Cámara de los Comunes en Reino Unido, advirtiendo de que, si no aprueba el tratado de divorcio, se encamina hacia el temido Brexit sin acuerdo, a ocho días de la fecha para la que está programada la salida. "En caso de un voto negativo del Parlamento británico, iríamos hacia un Brexit sin acuerdo", ha advertido el presidente francés, Emmanuel Macron, al inicio de una cumbre en Bruselas en la que se debate la petición de prórroga de la primera ministra británica, Theresa May.

El tiempo apremia. Reino Unido debe convertirse en el primer país en abandonar el bloque en seis décadas de construcción europea y, a días de consumar la marcha, May pidió a sus 27 socios tres meses más, hasta el 30 de junio, para poder salir con un acuerdo.

A su llegada a la cumbre, donde defiende su petición ante sus homólogos, la primera ministra ha asegurado a los periodistas que "una prórroga corta daría al Parlamento tiempo para que tome una decisión final" sobre el acuerdo de divorcio negociado, que ya rechazó en dos ocasiones. Según un borrador de conclusiones, los europeos estarían dispuestos a aplazar el Brexit hasta el 22 de mayo si el Parlamento británico aprueba la próxima semana las condiciones de salida pactadas. "Visto que Reino Unido no pretende celebrar elecciones al Parlamento Europeo, ninguna prórroga sería posible más allá de esa fecha", advierte el texto, que los mandatarios debaten a 27, después de haber escuchado a May.

El mal camino

La tarea de la jefa del Gobierno británico se presenta, no obstante, ardua. El jefe de la oposición británica, el laborista Jeremy Corbyn, ha vuelto a expresar este jueves su oposición al acuerdo negociado por May. "No pensamos que sea el buen camino y buscamos una alternativa que pueda reunir una mayoría en el Parlamento", ha dicho en Bruselas tras reunirse con el negociador europeo para el Brexit, Michel Barnier.

En Reino Unido, los ambientes económicos no han cesado de aumentar la presión en las últimas semanas para evitar una salida de Reino Unido de la UE sin acuerdo, un escenario contra el que incluso los diputados se pronunciaron la semana pasada en una votación no vinculante. El Banco de Inglaterra ha expresado este jueves su inquietud por el impacto económico de las incertidumbres en torno al Brexit, mientras patronal y sindicatos británicos han alertado de que el país se enfrenta a una "emergencia nacional" en caso de salida abrupta.

En los últimos días, además, ha aparecido un nuevo escollo en la saga del Brexit. El presidente de la Cámara de los Comunes, John Bercow, ha dicho que no se podía someter de nuevo a votación la "misma propuesta" de acuerdo de divorcio sin cambios "sustanciales". Anticipándose a la posibilidad de que Westminster no pueda votar el acuerdo de divorcio o lo rechace en una nueva votación en los próximos días, la canciller alemana, Angela Merkel, no ha descartado ante el Bundestag otra reunión de mandatarios la "próxima semana".

Los europeos están cada vez más exasperados con la situación interna en Reino Unido, pero, según el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, "aunque la fatiga del Brexit sea cada vez más visible y justificada, no [pueden] abandonar la búsqueda -hasta el último momento- de una solución positiva".