Pedro Sánchez cede y acepta ir a dos debates: el día 22 en RTVE y el 23 en Atresmedia

Política y conflictos

Pedro Sánchez cede y acepta ir a dos debates: el día 22 en RTVE y el 23 en Atresmedia
Foto: Lluis Gene

El presidente Pedro Sánchez ha aceptado participar en un debate con los candidatos del PP, Cs y Unidas Podemos en RTVE el 22 de abril y en otro con el mismo formato el día 23 en Atresmedia, ha informado la dirección del PSOE. Este cambio de cronograma se ha dado después de que los líderes de estos partidos se negarán a ir a la cita hecha por la televisión pública que establecía el 23 como día, ya que se habían comprometido a acudir al debate organizado por el otro grupo de comunicación.

La decisión de establecer el mismo día del debate de Atresmedia como fecha para el de RTVE generó indignación dentro del Consejo de Informativos de la televisión pública, pero finalmente se ha cambiado la fecha a un día antes. De este modo, Sánchez podrá acudir a ambos encuentros.

El PSOE ha expresado en un comunicado que el presidente «considera que los españoles tienen derecho a escuchar a los candidatos debatir sus propuestas para España» y «ante la posibilidad real de que no hubiera ningún debate», ha preferido ir a los dos. «Lamenta la imposibilidad de los distintos partidos y de los operadores públicos y privados de alcanzar un acuerdo en la organización de una única emisión televisiva tal y como es la norma internacional repetida en todas las democracias avanzadas del mundo», sostiene el texto. Para Sánchez  hacer dos debates consecutivos constituye una «anomalía».

Además, en el comunicado el PSOE ha aprovechado para criticar al PP al señalar que los debates electorales entre candidatos a la presidencia del gobierno son para el partido socialista «un compromiso con los ciudadanos asumido desde que, en 1993, Felipe González aceptó, siendo presidente del Gobierno, la celebración del primero de ellos en nuestra democracia». Añade que desde esa fecha, nunca un candidato socialista ha rechazado la celebración de debates en las diferentes campañas que han tenido lugar. «El Partido Popular rechazó celebrarlos en los años 1996, 2000 y 2004. En 2015 pactó con la cadena privada que lo organizaba no ser representado por su candidato a la presidencia. En 2016, de nuevo, el PP rechazó la celebración de un debate cara a cara entre los cabezas de lista de los dos principales partidos».

Sánchez había aceptado en un principio asistir al debate que iban a retransmitir Antena 3 y La Sexta, pero tras la decisión de la Junta Electoral Central (JEC) de que no podía participar Vox al no tener representación parlamentaria, el jefe del Ejecutivo se inclinó por celebrarlo en la televisión pública.

También sobre esto se ha pronunciado el PSOE: «El acuerdo alcanzado por los cinco partidos convocados por el grupo privado Atresmedia fue truncado por la resolución de la Junta Electoral Central. La voluntad del PSOE fue entonces la de primar la emisión del debate a 4 propuesto inicialmente por la televisión pública frente a la posterior cesión del privilegio a un canal privado».

Los demás candidatos han mantenido sus críticas. Por su parte, Ciudadanos ha pedido este viernes la dimisión de la administradora única provisional de RTVE, Rosa María Mateo, por su posición sobre el debate electoral.