Torra desafía a la Junta Electoral Central y no retira el lazo amarillo de la Generalitat

Política y conflictos

Torra desafía a la Junta Electoral Central y no retira el lazo amarillo de la Generalitat
Foto: Manu Fernandez

El presidente del Gobierno catalán, Quim Torra, ha decidido no atender a la petición de la Junta Electoral Central (JEC) de retirar el lazo amarillo que cuelga del balcón del Palau de la Generalitat sobre un cartel sobre los «presos políticos», ha anunciado la portavoz del Govern y consellera, Elsa Artadi.

«El lazo amarillo no es un símbolo partidista, es un símbolo contra la represión, de libertad de expresión, así lo entiende el presidente Torra y así lo entendemos todos los consellers«, ha indicado Artadi en rueda de prensa.

El presidente catalán ha dejado también que sean los consellers los que decidan si retiran o no los lazos en otros edificios públicos.

Además, Torra ha solicitado un informe a los servicios jurídicos de la Generalitat y se ha comprometido a seguir las recomendaciones que le dé el Síndic de Greuges. «Nosotros seguiremos las recomendaciones que dé el Síndic», ha precisado la consellera.

El presidente catalán ha remitido un escrito a la JEC para solicitar la suspensión del plazo de 24 hora concedido el lunes, que ha sido rechazado.

La JEC ya había le advirtió de que en caso de no cumplir con su requerimiento de retirada de los lazos amarillos puede incurrir en responsabilidades penales.

El máximo intérprete de la legislación electoral previamente ya había desestimado un recurso presentado por el propio Torra contra la orden dada por la JEC la semana pasada. El argumento esgrimido por ésta es que tanto los lazos como las esteladas no seon compatibles con el principio de neutralidad exigido a las instituciones públicas.