Un segundo canadiense investigado en China por "amenazar la seguridad nacional"

Cultura

Un segundo canadiense investigado en China por "amenazar la seguridad nacional"
Foto: Thomas Peter| Reuters

El canadiense Michael Spavor está siendo investigado en China, según han confirmado este jueves medios oficiales, un día después de que se diera a conocer el arresto del exdiplomático Michael Kovrig y de que Canadá mostrara la preocupación por la desaparición de un segundo ciudadano de su país en China.

Spavor es investigado desde el lunes por el Buró de Seguridad Nacional de la ciudad de Dandong, en el noreste del país, por su presunta implicación en actividades “que ponen en peligro la seguridad nacional de China”, según informa el medio oficial Northeast News Network.

El miércoles, el Gobierno de Canadá ya había expresado su preocupación por la desaparición de un ciudadano canadiense que había desaparecido en China después de que ser interrogado por las autoridades.

Spavor, fundador de Paetku Cultural Exchange, una empresa con sedes en Londres, Pyongyang, Pekín y Yanji, es uno de los pocos occidentales que ha conocido y conversado con el líder norcoreano, Kim Jong-un. Su empresa organiza, entre otras cosas, viajes a Corea del Norte y eventos de intercambio con un foco en la diplomacia deportiva.

La confirmación de la detención de Spavor llega después de que el miércoles el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de China, Lu Kang, confirmara el arresto de Kovrig, un exdiplomático que estuvo destinado en Pekín y que se encargó de organizar la visita del primer ministro canadiense, Justin Trudeau, a China en diciembre de 2017, informa Efe.

Estas dos detenciones llegan después de que las autoridades chinas amenazaran a Canadá con “graves consecuencias” si la directora ejecutiva de Huawei, Meng Wanzhou, que fue liberada bajo fianza el miércoles, no quedaba en libertad de forma inmediata tras ser detenida el 1 de diciembre a petición de Estados Unidos.

Meng Wanzhou quedó en libertad bajo una fianza de 10 millones de dólares canadienses y con varias medidas cautelares, como la entrega de sus dos pasaportes y una tobillera de vigilancia.