The Objective | Noticias exclusivas y opiniones libres en abierto
Publicidad
Internacional

Los líderes de la UE aprueban iniciar la segunda fase de negociaciones sobre el Brexit

Los jefes de Estado y de Gobierno de los países que permanecerán en la Unión Europea tras la salida del Reino Unido han acordado este viernes pasar a la segunda fase de la negociación sobre el Brexit, dedicada a la futura relación entre Bruselas y Londres.

Los líderes de la UE aprueban iniciar la segunda fase de negociaciones sobre el Brexit

Reuters

Los jefes de Estado y de Gobierno de los países que permanecerán en la Unión Europea tras la salida del Reino Unido han acordado este viernes pasar a la segunda fase de la negociación sobre el Brexit, dedicada a la futura relación entre Bruselas y Londres. Los líderes de la UE han decidido dar un nuevo paso porque habían constatado «progresos suficientes» en la primera etapa de la separación.

«Los líderes de la UE acuerdan pasar a la segunda fase de las negociaciones del Brexit. Felicidades a la primera ministra Theresa May«, ha escrito el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, en Twitter. Por su parte, el primer ministro danés, Lars Lokke Rasmussen, ha dicho esperar «una estrecha relación futura con Reino Unido tras el Brexit».

 

 

El Gobierno británico insistía desde hace semanas en abordar ya la futura relación, especialmente, para lograr un eventual acuerdo comercial con sus todavía socios. Pero los europeos quieren dejar esas discusiones comerciales para marzo y centrarse primero, desde enero, en un período de transición de dos años tras la salida de Reino Unido prevista el 29 de marzo de 2019. Así, inicialmente, la segunda fase de las conversaciones Brexit estará dominada por cómo va a ser este período de transición.  Durante esos dos años, Reino Unido seguirá respetando la legislación de la UE, pero no tendrá un papel en ninguna institución de toma de decisiones, informa The Guardian.

A Theresa May le han dado tres meses para lograr un acuerdo dentro de su gabinete sobre un futuro acuerdo comercial, después de este tiempo comenzarán ya las conversaciones sustantivas sobre la futura relación.

Durante estas negociaciones, que han durado nueve meses, el Reino Unido y la comisión han discutido principalmente sobre los derechos de los 4,2 millones de ciudadanos británicos y europeos que han hecho vidas en los territorios de los demás; sobre cómo será el proyecto de la separación; y sobre el espinoso tema de cómo evitar una frontera dura con Irlanda una vez que el Reino Unido abandone el bloque.

‘Relación profunda y especial’ 

 

En una cena de trabajo el jueves, la primera ministra británica, Theresa May, afirmó que quiere construir una «relación profunda y especial» con los europeos tras la salida de su país del bloque comunitario.

Su discurso fue aplaudido por sus pares europeos, algo poco común. «Alguno de nosotros, incluyéndome a mí, pensamos que ha hecho grandes esfuerzos, que deben ser reconocidos», apuntó el titular de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, quien aseguró que su confianza en May está «intacta».

La incógnita es qué forma tendrá la futura relación comercial. El negociador de la UE, Michel Barnier, indicó la semana pasada que, vistas las «líneas rojas» de Reino Unido, el modelo por el momento sería el acuerdo de libre comercio en vigor con Canadá (CETA).

«El primer gran paso es que Reino Unido diga muy claramente qué quiere» en la futura relación, dijo el primer ministro maltés, Joseph Muscat, quien precisó que si esto ocurre «en las próximas semanas», la UE podría tener una postura «muy clara para marzo».

Menos optimista, Juncker advirtió que «la segunda fase será mucho más difícil que la primera».

Asuntos pendientes

Los negociadores de la UE y de Reino Unido deben también cerrar los flecos de las prioridades en la negociación, sobre todo en lo que concierne a la situación de la frontera en la isla de Irlanda. «Todavía un problema por resolver», ha dicho este viernes el canciller austríaco, Christian Kern. «Se nos dice que no puede haber una frontera entre Irlanda y la [británica] Irlanda del Norte», ni entre esta última «y Gran Bretaña», pero que «entre Reino Unido y Europa se necesita una».

Las negociaciones «de la segunda fase pueden avanzar únicamente si los compromisos hechos en la primera fase son respetados íntegramente y traducidos a términos legales lo antes posible», según las conclusiones adoptadas por los líderes.

Zona euro en el menú

Antes de centrarse en el Brexit, los líderes europeos arrancaron la jornada con un desayuno de trabajo dedicado a la reforma de la zona euro, retrasada debido a la crisis política que sacude a Alemania. En el menú de las discusiones figuran propuestas como el nombramiento de un ministro europeo de Finanzas, la finalización de la Unión Bancaria y la creación de un fondo monetario para ayudar a los países de la UE en crisis.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D