The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

España

Torrent propone a Puigdemont como candidato a la presidencia de la Generalitat

The Objective
Última actualización: 28 Feb 2019, 4:57 pm CEST
Foto: SCANPIX DENMARK | Reuters

El presidente del Parlamento de Cataluña, Roger Torrent, ha propuesto este lunes  a Carles Puigdemont candidato a la Presidencia de la Generalitat después de que, tras la ronda de contactos mantenida la semana pasada con los portavoces de los partidos con representación parlamentaria tras las elecciones del 21D, el dirigente de Junts per Catalunya fuera el único que se propuso como candidato a la investidura. Torrent ha dicho estar seguro de la "absoluta legitimidad" de Puigdemont "para ser candidato", pese a encontrarse en Bruselas desde finales de octubre pendiente de una orden de detención en cuanto pise suelo español.

Torrent ha anunciado, además, que ha solicitado una reunión con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para hablar sobre la complicada situación de los tres diputados que se encuentran encarcelados y de los cuatro exconsellers que que están en Bruselas con Puigdemont. El presidente del Parlament quiere "analizar y dialogar sobre la situación anómala que vive el Parlament" porque considera que sus diputados "ven vulnerados sus derechos políticos y de representación y, en consecuencia, los de la ciudadanía que representan".

También quiere reunirse con Antoni Comín, Meritxell Serret, Lluís Puig y Clara Ponsatí, los diputados que se encuentran en Bruselas tras la declaración unilateral de independencia en Cataluña. Además, Torrent ha iniciado los trámites para "poder ver a los miembros de este Parlament que están privados de libertad por estar en una situación de prisión preventiva", refiriéndose a Oriol Junqueras, Joaquim Form y Jordi  Sànchez. 

El recién elegido presidente del Parlament, donde los nacionalistas cuentan con mayoría, considera que "la limitación de los derechos de los diputados supondría la limitación de la soberanía de nuestro pueblo" y, por esto, asegura que ejercerá sus responsabilidades "siendo consciente de ello y sabiendo que mi obligación es también defender esa institución (el Parlament) de injerencias y escenarios de paralización".

La decisión sobre la investidura a distancia de Puigdemont ha recaído sobre Torrent y el resto de integrantes de la Mesa del Parlament después de que los letrados de esta institución señalaran que el expresident no podía ser investido de manera telemática. Al hacer esta propuesta, los miembros de la Mesa del Parlament se exponen a que esta acción sea recurrida ante el Tribunal Constitucional por el Gobierno.

Puigdemont había insistido en varias ocasiones en que es "perfectamente elegible" para gobernar Cataluña, incluso haciéndolo desde Bélgica, donde se encontraba hasta la mañana de este lunes para evitar ser encarcelado, a pesar de que los servicios jurídicos del Parlament estimaron que es imprescindible la presencia del candidato para que este pueda ser investido.

Sin embargo, no opina lo mismo el Gobierno de España. "No es admisible que una persona que vive fuera de España pueda presidir la Generalitat, que sea investido sin acudir al Parlamento y que se salte el control al que tiene que ser sometido en el Parlamento, es de puro sentido común", dijo Mariano Rajoy el sábado.

Por su parte, el abogado de Puigdemont, Jaume Alonso-Cuevillas, afirmó ese mismo día que seguían abiertas todas las opciones, incluso su retorno para ser investido, ya que contaría con "inmunidad parlamentaria". Sin embargo, la Fiscalía contradijo esta afirmación, asegurando que "la garantía de inmunidad no significa que no se pueda ordenar el ingreso en prisión por orden judicial".

Reacciones políticas a la candidatura de Puigdemont

El portavoz del Gobierno, Íñigo Méndez de Vigo, ha advertido a Torrent, en relación a la investidura de Puigdemont, de que el Gobierno actuará "en consecuencia y recurrirá cualquier decisión que viole la ley", y ha añadido que "solo cabe una investidura de un candidato que esté presente".

El líder del Partido Poular de Cataluña (PPC)Xavier García Albiol, ha aprovechado el anuncio de investidura de Puigdemont para criticar a Ciutadans por no "intentar" presidir la Generalitat, mientras que el vicesecretario de comunicación del PP, Pablo Casado, ha asegurado que el viaje de Puigdemont es un "periplo esperpéntico".

Por su parte, el secretario del PSOE, José Luis Ábalos, también ha rechazado la candidatura de Puigdemont y ha asegurado que pese a que no constituye ninguna sorpresa, "Catalunya necesita insertarse en la legalidad y eso no lo puede encarnar Puigdemont, que es un prófugo de la justicia. Debe dar la cara y asumir las responsabilidades en las que hubiera podido incurrir".

La número dos de los socialistas, Eva Granados, ha expresado la "perplejidad del PSC" y ha señalado que considera "una equivocación que se proponga un candidato que ya ha pedido delegar su voto para la investidura".

En este sentido también se ha pronunciado el exsecretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, que ha remarcado que el expresident de la Generalitat "no será investido president" y ha señalado que "muchos independentistas ya lo saben pero quieren que sea el Estado el que se lo impida".

La portavoz de Catalunya en ComúElisenda Alamany, se ha sumado a los anteriores y ha rechazado la candidatura de "un president que no puede presidir y un Govern que no puede gobernar desde Catalunya". Alamany también ha interpelado a ERC y la CUP para que no sigan "perpetuando la lacra de la corrupción" negociando un Govern con "personas como Jordi Turull que aparecen en la sentencia del Caso Palau".

El portavoz de ERCSergi Sabrià, ha recordado a Junts per Catalunya que la formación de un nuevo Govern y el pacto sobre cómo debe de actuar el Ejecutivo "es igual de importante que la investidura de Carles Puigdemont", y ha señalado que "es preciso ese nuevo Govern para acabar con el 155 y recuperar y proteger las instituciones catalanas".