The Objective
Publicidad
Economía

BBVA apunta a cosechar el mayor beneficio anual de su historia: más de 6.100 millones

El consenso del mercado mejora sustancialmente las previsiones de sus resultados para 2022 y algunas casas de análisis ya vaticinan una cifra récord

BBVA apunta a cosechar el mayor beneficio anual de su historia: más de 6.100 millones

Los máximos responsables de BBVA, Onur Genç, Carlos Torres y Javier Rodríguez Soler | BBVA

BBVA apunta a cosechar el mayor beneficio anual de historia en 2022. El récord se remonta a 2007, en los últimos coletazos de la burbuja inmobiliaria y justo antes de que se desatara la crisis financiera. El grupo, de acuerdo con el consenso de los analistas que tiene en cuenta el propio banco, ganará 5.600 millones, pero algunas de estas firmas vaticinan que superará las cifras alcanzadas hace quince años.

Lo que parece claro, según los datos recabados por THE OBJECTIVE, es que BBVA como mínimo obtendrá en el presente ejercicio su segundo mejor resultado de siempre, ya que previsiblemente sus ganancias sobrepasarán los de 2018, cuando la cifra ascendió a 5.300 millones.

En los últimos meses los expertos han mejorado sustancialmente las estimaciones sobre las cuentas del grupo que preside Carlos Torres, como consecuencia de la evolución de su actividad, el incremento sustancial de los tipos de interés y una perspectivas en Turquía más positiva pese a la crisis inflacionaria que sufre el país otomano.

Los resultados previstos para BBVA mejoran un 12%

Desde principios de verano, los cálculos previstos sobre los beneficios de BBVA han aumentado un 12% y no se descarta que vayan a incrementarse en un futuro próximo, ya que la subida de tipos de interés se ha intensificado y acelerado. Un factor que impacta de lleno en el crecimiento de los ingresos.

El banco presentó en el primer semestre un resultado de 3.001 millones, a pesar del impacto negativo de las pérdidas de Turquía por el cambio de contabilidad al considerar su economía hiperinflacionista, que fueron anotadas de golpe en las cuentas de marzo. Éstas, que fueron adelantadas por este periódico, fueron de algo más de 3o0 millones.

Las buenas perspectivas incluyen los pronósticos de 14 casas de analistas y se se sustentas, principalmente en el aumento de las ganancias en México. BBVA, de acuerdo con las nuevas estimaciones, conseguirá en el país azteca 3.665 millones, siendo así este mercado un motor fundamental de su crecimiento. En junio, las previsiones apuntaban a unos beneficios de algo menos de 3.000 millones.

En España, la mejora no ha sido tan grande a pesar de la subida de tipos por parte del BCE, ya que la entidad tardará algo más en recibir los ingresos adicionales relacionados con la remontada del euribor. Además, hay que tener en cuenta que el banco tendrá que contabilizar el impuesto especial promovido por el Gobierno de Pedro Sánchez al conjunto del sector. En el caso de BBVA, la factura por este gravamen rondará los 250 millones. Los expertos vaticinan que en nuestro país el banco logrará algo más de 1.600 millones. En junio la cuantía era ligeramente inferior.

Los números para Turquía, aunque son peores que antes de verano, sí son mejores a los previstos durante la época estival, cuando no se descartaba que la filial otomana Garanti fuera a registrar pérdidas en el conjunto del año. Sin embargo, las perspectivas son mucho más positivas ahora y llevan el beneficio de esta franquicia hasta el entorno de los 150 millones.

Desde mediados de agosto, principalmente, los inversores están premiando la capacidad y resiliencia de Garanti durante la crisis que vive Turquía. De hecho, su cotización ha llegado a subir más de un 75% con respecto a mayo, cuando BBVA elevó su participación hasta el 86%.

Por último, los expertos predicen que el grupo español cosechará otros 713 millones en el conjunto de países de América del Sur, entre ellos, Perú, Colombia y Argentina. Esta región, de acuerdo con las estimaciones actuales, ha visto elevada su aportación en algo más de un 30%.

El resultado histórico, de confirmarse, se producirá en medio de una crisis energética mundial, que está poniendo contra las cuerdas las economías de todo el mundo, especialmente las occidentales. Por ello, los pronósticos de los analistas para los resultados de BBVA en los siguientes años no son tan positivos. Aunque crecen, por el efecto de la subida de los tipos en la facturación, indican que podrían estar por debajo o en línea de los que obtendrá en 2022.

Para 2023 el consenso apunta a un resultado del banco de 5.400 millones, es decir, un 3,5% inferior a los que registrará en el presente ejercicio. Ya para 2024, los datos reflejan una pequeña subida, al colocar las ganancias de BBVA en un total de 5.700 millones.

También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D