The Objective
Publicidad
España

El Gobierno protesta al Reino Unido por la visita de los condes de Wessex a Gibraltar

Exteriores traslada su malestar por la viaje en junio del príncipe Eduardo y su mujer al Peñón para el Jubileo de Platino de Isabel II

El Gobierno protesta al Reino Unido por la visita de los condes de Wessex a Gibraltar

Los condes de Wessex. | Zuma Press

El Ministerio de Asuntos Exteriores ha trasladado a las autoridades británicas el malestar del Gobierno de Pedro Sánchez por la prevista visita de los condes de Wessex a Gibraltar entre los días 7 y 9 de junio, según adelantó la web especializada The Diplomat in Spain y confirmó un portavoz del departamento de José Manuel Albares a THE OBJECTIVE.

Eduardo de Inglaterra y su esposa viajarán al Peñón para participar en los actos conmemorativos del 70 aniversario del acceso al trono de Isabel II. «España considera que la visita no resulta oportuna, en el marco del proceso de negociación para un futuro Acuerdo UE-Reino Unido sobre Gibraltar y de los acuerdos bilaterales entre España y Reino que son necesarios para la aplicación de dicho Acuerdo, que definirá unas nuevas relaciones entre Gibraltar y la Unión Europea», ha indicado el citado portavoz.

Exteriores no ha querido precisar si la protesta se hizo a través de una nota verbal o si fue convocado el embajador del Reino Unido, Hugh Elliot, a la sede del departamento de Albares. El anuncio del viaje de los condes de Wessex se hizo público el pasado 31 de marzo, pero el Gobierno español no se había pronunciado hasta ahora sobre la visita

Esa tardanza fue interpretada en algunos medios como un cambio en la actitud diplomática de España, que siempre ha protestado ante este tipo de visitas de miembros de la Familia Real a la colonia británica. Precisamente, el futuro de la relación con Gibraltar está pendiente de las negociaciones que mantienen la Comisión Europea y el Reino Unido tras el Brexit.

Falta de avances en la negociación sobre Gibraltar

A esa idea contribuyó también el hecho de que días después de ser anunciada la visita de los condes de Wessex, la reina Letizia viajó al Reino Unido para asistir junto al príncipe de Gales a la inauguración en el condado de Durham de la Spanish Gallery, el primer museo en suelo británico dedicado al arte, la historia y la cultura de España con obras de Zurbarán, El Greco, Murillo y Velázquez.

España y el Reino Unido pactaron en la Nochebuena de 2020 la inclusión del Peñón en el espacio europeo de Schengen a cambio de la supresión de la Verja y que los controles fronterizos estuviesen en el puerto y aeropuerto de la colonia bajo la supervisión de la agencia europea de Frontex. Sin embargo, los plazos para cerrar los detalles técnicos del acuerdo entre Bruselas y Londres se van demorando, un hecho que preocupa al equipo de Albares ante la falta de avances.

Hace exactamente diez años, el Gobierno que entonces encabezaba Mariano Rajoy (PP), transmitió su protesta al Reino Unido por la visita a Gibraltar de los mismos condes de Wessex, entonces para celebrar el Jubileo de Diamante de la Reina, al cumplirse los 60 años de su llegada al Trono. Además, poco después se canceló la visita que la Reina doña Sofía tenía previsto hacer a Londres para asistir a las celebraciones de ese jubileo.

El Ejecutivo, sin embargo, ha tomado finalmente la decisión de elevar a Londres una protesta formal, manteniendo la línea que todos los Gobierno españoles han observado cuando se han producido visitas de miembros de la Casa Real británica a la colonia, incluida la estancia del príncipe Carlos y Lady Di en su viaje de bodas en 1981, lo que provocó que los Reyes de España no acudieran a la ceremonia nupcial.

Posteriormente, se sucedieron otros viajes de miembros de la Casa Real británica y las consiguientes protestas, como, en octubre de 1993 y julio de 1995, por sendas estancias del duque York, el príncipe Andrés, tercer hijo de Isabel II. En mayo de 1996 fue el marido de la Reina, el duque de Edimburgo, quien hizo una visita de trabajo con motivo de los premios ‘Duque de Edimburgo’ y en 1998 visitaron el Peñón el duque de Kent, primo de la reina, los duques de Gloucester y la princesa Alexandra.

En 2001, el Gobierno de José María Aznar protestó, igualmente, por otra visita del príncipe Eduardo de Inglaterra a la colonia; y el de José Luis Rodríguez Zapatero hizo lo propio cuando, en junio de 2004, la princesa Ana de Inglaterra, se presentó en el Peñón para conmemorar el 300 aniversario de la conquista británica de Gibraltar. La hermana de Isabel II volvió a la colonia en febrero de 2009 para inaugurar un centro médico que lleva su nombre en el Peñón, con la consiguiente protesta española.

En todo caso, las protestas diplomáticas por parte de España no producen el mínimo efecto ni en la Corona ni en los Gobiernos británicos, que siguen programando esas visitas cuando lo consideran oportuno. Una actitud que es aplaudida por las autoridades gibraltareñas. El pasado 31 de marzo, tras ser anunciada la nueva visita de los condes de Wessex, el ministro principal de la colonia, Fabian Picardo señaló que ésta será «un punto culminante» para los habitantes del Peñón en el año del Jubileo de Platino de Isabel II. «Una oportunidad para que el Pueblo de Gibraltar demuestre una vez más su profundo e inquebrantable afecto por nuestra Soberana y la Familia Real como encarnación de la soberanía británica de Gibraltar», concluyó.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D