The Objective
Publicidad
España

El ocio nocturno catalán pide cesar con los pinchazos: «Coartan la libertad de las mujeres»

El secretario general de la patronal ha cargado contra la alarma social totalmente desmesurada que provocan

El ocio nocturno catalán pide cesar con los pinchazos: «Coartan la libertad de las mujeres»

Una discoteca abarrotada. | Germán Lama (Europa Press)

El secretario general de la patronal catalana de ocio nocturno FECASARM, Joaquim Boadas, ha defendido que «este fenómeno de los pinchazos» está creando «una alarma social totalmente desmesurada», puesto que solo hay una veintena de casos denunciados en Cataluña.

A través de un comunicado grabado en vídeo, Boadas ha exigido a los responsables de los pinchazos que «dejen de crear esta alarma y de coartar la libertad de las mujeres», aunque ha destacado que son «casos aislados» que «irán desapareciendo con el paso del tiempo».

Boadas ha destacado que muchos de los pinchazos se han producido muy cerca geográficamente, lo que «podría obedecer a la acción de una persona», y ha situado estas prácticas de pinchazos especialmente en el entorno del «ocio nocturno ilegal».

«Salir de fiesta en locales de fiesta legales es totalmente seguro», ha destacado Boadas, que ha asegurado que esta práctica «no va a generar» el pánico que se pretende, y ha defendido que si se difunde públicamente su imagen, a los autores se les prohibirá por derecho de admisión la entrada.

Sobre esta cuestión, ha valorado «positivamente» que se haya identificado al presunto autor del pinchazo de La Ràpita (Tarragona), y ha asegurado que «si es identificada y su fotografía es difundida» por los medios, se le prohibirá la entrada a cualquier discoteca de Cataluña, «y si puede ser», a nivel de España.

«Tendremos muy en cuenta que esta persona es una persona agresiva, que causa actos violentos contra las personas que se encuentran dentro de los locales, y por derecho de admisión no pueden entrar», ha defendido Boadas, amparándose en la normativa catalana, cuya acción espera que sirva de «medida disuasoria».

La Policía comienza a descartar casos de pinchazos

El hombre identificado por la policía local de La Ràpita, de unos 40 años de edad y vecino de Zaragoza, ha negado haber pinchado a la chica, de unos 25 años y vecina de Castellón, según han informado a Efe fuentes de la investigación.

Una de las hipótesis que barajan los investigadores es que el hombre pinchara a la chica con las puntas de un abanico, cuando ambos, que veranean en La Ràpita, se encontraban en un local de ocio nocturno, según las fuentes.

La chica no sufrió ningún robo o agresión sexual posterior y tampoco se le detectó ninguna sustancia sospechosa en los análisis, como ha ocurrido con la veintena de casos denunciados en Cataluña por este tipo de pinchazos en locales de ocio nocturno.

La denunciante, que dio la alerta la noche del pasado sábado a la policía local de la Ràpita la cual identificó al sospechoso a partir de la versión de la víctima, tampoco sufrió ningún síntoma por este pinchazo, como mareo o pérdida del conocimiento.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D