The Objective
Publicidad
Deportes

El presidente de la federación de balonmano se sube el sueldo hasta los 115.000 euros

Los asambleístas aprueban por unanimidad aumentar en 23.000 euros la retribución de Francisco Blázquez en plena guerra con los clubes de la Liga Asobal

El presidente de la federación de balonmano se sube el sueldo hasta los 115.000 euros

El presidente de la Federación Española de Balonmano.|Óscar J.Barroso (Europa Press)

«La federación nos acaba de colar un gol», afirma un dirigente de un club de balonmano español. La asamblea de la Real Federación Española de Balonmano (RFEBM) ha aprobado por unanimidad subir el sueldo de su presidente, Francisco Blázquez, hasta los 115.000 euros brutos anuales. De una tacada, 23.000 euros más. Lo hace apenas dos días después de que los equipos que conforman la Liga Asobal decidieran solicitar al Consejo Superior de Deportes (CSD) su constitución como liga profesional, lo que significa que serían ellos mismos quienes la organizarían, en detrimento del órgano que lidera Blázquez.

La asamblea se ha celebrado este sábado en el auditorio Banco Santander de Madrid. El orden del día estaba conformado por 11 puntos. El tercero de ellos versaba sobre la aprobación de la retribución del presidente, aunque no se especificaba la cantidad. «El importe del sueldo bruto a aprobar consta en la documentación», se explicaba en el texto. Se hacía en un documento en formato PDF cifrado para que solo pudieran ingresar aquellas personas que forman parte del organismo.

El dinero del balonmano

«El sueldo bruto anual corresponde a 115.000 euros», se detalla en el documento proporcionado a los 81 asambleístas, que han votado el punto por unanimidad. Blázquez preside la federación de balonmano desde abril de 2013, cuando aseguró que iba a bajarse el sueldo un 40%. En lugar de eso, este año cobrará casi el doble de lo que comenzó cobrando. El año pasado ingresó 92.000 euros, tal y como acordó la asamblea celebrada el 26 de junio.

Una cantidad inferior a los 675.000 euros que cobra el presidente de la federación de fútbol, Luis Rubiales, pero superior a otras federaciones, en las que suele existir poca transparencia. Blázquez cobró un sueldo superior al del año pasado en campañas anteriores. No obstante, en 2020 se lo bajó por la pandemia. En los ejercicios comprendidos entre 2017 y 2019 llegó a tener una retribución de 110.000 euros, a los que hay que añadir gastos de viajes por valor de hasta 18.000 euros. El dinero de la federación procede de patrocinios y de los clubes, que denuncian estar ahogados por el sistema de multas que impone este organismo.

Los 16 equipos que conforman la Liga Asobal apenas superan los 20 millones de euros de presupuesto en total. «Por fin nos independizamos», señala un dirigente de un club puntero. Se refiere a la decisión que adoptaron el pasado jueves por unanimidad: tramitar una solicitud para convertirse en liga profesional ante el CSD, lo que aumentaría la independencia de la federación, establecería un sistema de control financiero a los clubes y mejoraría la protección de los jugadores.

En caso de que el organismo que preside José Manuel Franco lo aprobara, la Liga Asobal obtendría personalidad jurídica propia y se convertiría en la cuarta liga profesional de nuestro país, tras las de fútbol (masculino y femenino) y la de baloncesto (ACB). «La Ley del Deporte requiere demostrar arraigo, tradición, impacto social y relevancia económica», explica un portavoz de la Liga Asobal.

La segunda mejor liga de Europa

La Asociación de Clubes Españoles de Balonmano se constituyó en 1984 con el objetivo de gestionar los incipientes derechos de televisión que por aquel entonces empezaban a aparecer en el mercado. En septiembre de 1990, Asobal organizó la primera liga, lo que propició la llegada a España de grandes jugadores extranjeros que, junto a los nacionales, aumentaron la calidad de los equipos de la máxima categoría. En este momento, la liga de balonmano en nuestro país es la segunda en el ranking europeo, solo por detrás de Alemania.

Asobal posee una amplia tradición de más de tres décadas en la organización del campeonato y de eventos deportivos como la Supercopa, la Copa Asobal y la Copa del Rey. En caso de que saliese adelante la liga profesional, los clubes deberían tomar la decisión de cambiar su entidad jurídica. «En ese caso hay que traspasar el patrimonio y adecuar los estatutos», explica a THE OBJECTIVE un portavoz de los clubes. Sostiene que si se ha tardado tanto en dar este paso es porque, hasta no hace mucho, el requisito que se ponía a las entidades era convertirse en sociedades anónimas deportivas, y que por su estructura esto no era posible.

asambleaOK
Asamblea de la federación de balonmano celebrada este sábado. | Foto: RFEBM

Los clubes sostienen que la decisión de constituirse como liga profesional no abrirá ningún cisma con la federación. «Hay un convenio de coordinación firmado que funciona bien y debemos coordinador en cuanto a árbitros, calendario y ascensos y descensos, ya que la segunda división no sería profesional y la competición seguirían organizándola ellos», insiste un portavoz de la Liga Asobal. Sin embargo, en la RFEBM crecen las voces que invitan a abrir una batalla para hacerse con la organización de la competición. «En ese caso se abriría un largo proceso judicial», admite un experto en Derecho deportivo.

La asamblea, compuesta por la junta directiva de la federación, dirigentes regionales y representantes de todos los estamentos de este deporte con 100.000 fichas federativas en España, no se ha librado de la polémica este sábado. Algunos clubes han criticado que se haya aprobado que el campeón de la nueva plata femenina (tercera categoría) pueda jugar directamente la fase de ascenso a una categoría dos escalones superiores.

Únete a la discusión
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D