Elon Musk dice que el confinamiento en EEUU es "fascista" tras los resultados de Tesla

Economía y capital

Elon Musk dice que el confinamiento en EEUU es "fascista" tras los resultados de Tesla
Foto: Susan Walsh

El fundador de la empresa automovilística Tesla, Elon Musk, ha calificado de «fascista» y «encarcelamiento forzado» la orden para que los ciudadanos de Estados Unidos se confinen en sus hogares durante la pandemia de COVID-19 durante la presentación de los resultados financieros del fabricante de automóviles en el primer trimestre de 2020.

Estados Unidos es el país con más casos diagnosticados —más de un millón— y muertes —casi 60.000— por coronavirus, lo que ha obligado a las autoridades a imponer un confinamiento para evitar la propagación de la pandemia. Ante esta situación, Musk ha dicho que en Tesla están «preocupados con no poder reiniciar la producción» en su planta de California. «Solo tenemos dos plantas de automóviles, una en Shanghai y una en Bay Area (Fremont) que es la que produce la mayoría de nuestros coches. La extensión del confinamiento o lo que deberíamos llamar el encarcelamiento forzado de la población en sus viviendas va contra todos sus derechos constitucionales, y romper las libertades de las personas de forma horrible».

Elon Musk declaró al inicio de la teleconferencia con analistas y medios de comunicación para presentar los resultados que el trimestre «fue fuerte pese a los muchos problemas» sufridos en las últimas semanas por la propagación de la pandemia de COVID-19. Posteriormente, y a preguntas de los analistas, Musk lanzó una furibunda crítica de las medidas adoptadas por las autoridades de Estados Unidos, así como las de la mayoría de los países del mundo, especialmente el confinamiento de la población para ralentizar la propagación del coronavirus.

«Si alguien quiere estar en su casa, se le debería permitir estar en su casa. Pero decir que no pueden dejar sus casas, y que serán arrestados si lo hacen, eso es fascista», añadió Elon Musk, conocido por sus controvertidos y a veces ofensivos comentarios. Tesla ha señalado en un comunicado que entre enero y marzo de 2020 ha sido la primera vez en su historia que consigue beneficios en un primer trimestre, que es «la temporada más floja» del año, y ha añadido que «a pesar de los problemas operacionales», fueron capaces de conseguir su «mejor primer trimestre tanto en producción como en entregas».

Beneficios por tercer trimestre consecutivo

Sin embargo, por tercer trimestre consecutivo, Tesla obtiene beneficios, 16 millones de dólares en el primer trimestre de 2020, tras registrar unos ingresos de 5.985 millones en el periodo, un 32% más que entre enero y marzo de 2019. Durante los tres primeros meses de 2020, la compañía tuvo un flujo de caja negativo de 895 millones de dólares, pero Zachary Kirkhorn, el director financiero de Tesla, ha señalado que la compañía «esta controlando de forma muy estrecha» su liquidez.

Los 5.985 millones de ingresos fueron inferiores a los que la compañía tuvo en los tres anteriores trimestres. Tesla ha explicado que los ingresos se vieron afectados por «entregas más bajas, a consecuencia fundamentalmente de los problemas para entregar vehículos a finales del trimestre». El resultado bruto de explotación ajustado fue de 951 millones de dólares, un 514% más que en en el primer trimestre de 2019, pero un 19% inferior al del último trimestre de 2019.

Los ingresos procedentes de la venta de automóviles ascendieron a 5.132 millones de dólares, un 38% más que en el primer trimestre de 2019. El margen bruto de la venta de automóviles fue del 25,5%, cinco puntos porcentuales más que hace un año. La compañía ha explicado que en el primer trimestre de 2020 entregó la cifra récord de 88.496 vehículos, de los que 76.266 fueron Model 3 y Model Y y el resto de Model S y X. En el trimestre, Tesla produjo un total de 102.672 vehículos, un 33% más que en los tres primeros meses de 2019 pero un 3% menos que en el trimestre anterior. De esta cifra, 87.282 fueron Model X y Y.