THE OBJECTIVE
Nutrición

El poder de la proteína para adelgazar: cuatro razones por las que puede ser tu mejor aliada

Es innegable que los alimentos con alto contenido en proteína nos benefician, siempre y cuando los consumamos bien

El poder de la proteína para adelgazar: cuatro razones por las que puede ser tu mejor aliada

La carne tiene muchas proteínas | Unsplash

Cada vez más personas priorizan su consumo de proteínas, especialmente si quieren adelgazar. Y hacen bien, ya que esto hará que pueden perder peso de la mejor manera posible.

En este contexto, el consumo de proteínas juega un papel crucial, ya que muchas veces no se le da la importancia suficiente, pudiendo realizar dietas restrictivas que no cumplan las necesidades de proteína que necesitas. Asimismo, consumir una cantidad adecuada de proteína es fundamental para mantener y reparar los tejidos del cuerpo, especialmente los músculos. Además, la proteína es esencial para el funcionamiento de los órganos, la producción de enzimas, hormonas y el fortalecimiento del sistema inmunológico.

Además, los alimentos ricos en proteínas aceleran el metabolismo hasta en un 30% durante algunas horas después de ingerirlos, tal y como han comprobado numerosas investigaciones. Pero hay más razones para añadir proteínas a nuestra dieta.

mejor-pescado-espinas-grasas-colesterol

Cuatro razones por las que la proteína es tu mejor aliada si quieres adelgazar

Además de lo mencionado, hay cuatro motivos que quizás no conocías y que te ayudarán a entender la importancia de sumar alimentos ricos en proteína en tu rutina alimentaria, tal y como detallan los expertos de Pronokal:

  1. Aumenta la sensación de saciedad y, por consiguiente, reduce el apetito: esto nos permite controlar la cantidad de calorías consumidas al día y, por consiguiente, ayudarnos en nuestro objetivo de alcanzar un peso saludable. Incluirla en nuestra rutina alimentaria también facilita el mantenimiento del peso a largo plazo.
  2. Ayuda a mantener la masa muscular, no solo en un proceso de pérdida de peso, sino en cualquier etapa de nuestra vida: a medida que vamos sumando años, existe una tendencia a la pérdida de masa muscular, lo que tiene consecuencias directas sobre la funcionalidad del organismo y empobrece nuestra calidad de vida, a nivel de movimiento, vitalidad, etc.
  3. Forma parte de nuestros procesos fisiológicos: las proteínas forman parte de las hormonas que actúan para controlar o regular procesos fisiológicos específicos, como el crecimiento, el desarrollo, el metabolismo o la reproducción. Por ejemplo, la insulina es una hormona proteica que ayuda a regular la glucosa en sangre. 
  4. Mejora la función inmunológica: las proteínas son fundamentales para el correcto funcionamiento del sistema inmunológico, lo que previene enfermedades y mantiene un buen estado de salud. En concreto, las proteínas funcionan como la base de la producción de anticuerpos, que son las moléculas que el sistema inmunológico utiliza para identificar y neutralizar patógenos y sustancias extrañas.

Cómo cubrir la proteína que necesitas con estos alimentos

Hay una amplia variedad de alimentos ricos en proteína que puedes incluir en tu menú saludable:

  • Las más conocidas son las fuentes de proteína animalcarnes magras y con menor contenido en grasa, como pollo, pavo o conejo; también pescados, que son una fuente de proteína muy digerible, y mariscos; así como productos lácteos bajos en grasa, como yogur griego, queso cottage y leche. Asimismo, los huevos son una excelente fuente de proteína y un alimento muy versátil en cualquier plato. Los expertos abogan por reducir las carnes rojas, por su alto contenido en grasa saturada.
  • También se pueden obtener proteínas de fuentes vegetales, como las legumbres (lentejas, garbanzos, alubias), y a través de preparados como el tofu, el tempeh y el seitán, entre otros. «En este último caso, será siempre muy importante revisar en el etiquetado cuál es su contenido en grasa. Estas proteínas vegetales son parte de una alimentación sostenible, ya que permiten reducir la huella de carbono», detallan los expertos.
  • Productos proteicos preparados que ayudan a completar el aporte de proteína al día, considerando las necesidades individuales de cada persona. En THE OBJECTIVE ya te hablamos de la proteína en polvo.

Cuidado con el exceso de proteína

Hay que recordar que la variedad en la elección de alimentos proteicos también proporciona otros nutrientes esenciales, como vitaminas y minerales, fundamentales para promover una dieta equilibrada y una buena salud.

Por el contrario, el exceso de proteína podría acarrear algún problema de salud. Al respecto, hay estudios que vinculan las dietas ricas en proteínas a riesgos aumentados de patologías renales. Además, la cosa empeora si escogemos productos como carnes rojas, procesados o también a mariscos y pescados. En el caso del marisco, puede suponer elevar los niveles de ácido úrico. Además, el consumo de procesados proteicos también se vincula con mayores riesgos cardiovasculares al tratarse de alimentos con gran cantidad de grasa y sodio.

¿Y cómo saber cuánta proteína consumir? Pues algunos expertos aseguran que el cuerpo necesita una cantidad mínima de 0,7 gramos de proteína por cada kilo de peso de una persona. Otros sugieren que la cifra anterior es escasa, y que las personas necesitan mucha más cantidad de proteína por día.

Lo que es evidente es que, según este reportaje de la Universidad de Harvard, no se deben sobrepasar más dos gramos por kilo de peso en personas no deportistas.

También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D